Plantilla comentario

Enviado por siscotrombon y clasificado en Lengua y literatura

Escrito el en español con un tamaño de 9,34 KB

 

Analizar e interpretar el texto que nos ocupa exige realizardesde el principio un primer acercamiento a su propia naturaleza. El hecho deque vaya firmado por un periodista, (nombre delperiodista), y presente un evidente uso de rasgos moralizadores (comomás adelante comentaremos)  nos lleva adeterminar que estamos frente a un artículo deopinión, difundido a través de un periódico, en el que su emisor sedirige a un tipo de receptor amplio aunque con cierto nivel cultural.

El texto presenta una macroestructura caracterizada por unadivisión externa en (X párrafos) que elautor moldea para exponer su punto de vista. Podemos agrupar esos X apartados en los tres bloques en que se suelenser divididos los textos expositivos-argumentativos. El primero de ellos, laintroducción, coincide con el primer párrafo, y el autor lo utiliza paraplantear el problema ya desde el principio: (ideaprincipal). Por su parte, en los siguientes Xpárrafos (nombre del autor)desarrolla el tema (justificación). Y en elúltimo párrafo, que podemos identificar con la conclusión, el autor termina conla tesis (decir la intención que quierecomunicarnos el autor). En definitiva, debido a la importancia crecienteque adquiere el artículo a medida que avanzamos, podemos hablar de una estructurainductiva, ya que es el planteamiento del tema lo que lleva al autor aterminar con la tesis mencionada.

La unidad textual empieza informando sobre…

El tema que desarrolla el texto consiste en…

Consecuentemente a la cohesión mostrada, el texto también sesirve de una serie de mecanismos léxicos y gramaticales que permiten hacerexplícita el trabazón del texto. Uno de los mecanismos cohesivos másimportantes es el uso de determinadas expresiones semánticamente similares.Podemos establecer (X) campos semánticos queel autor identifica para defender su tesis. En primer lugar, el referido a… (Ej.), por otro lado le acompaña otro referido a… (Ej.), consiguiendo de ese modo comparar un campo aotro. Por otro lado, también podemos constatar el uso de un hiperónimo como (Ej.), alrededor del cual hallamos otros hipónimoscomo (Ej.), con los que el autor se refierea un mismo campo conceptual sin necesidad de caer en una repetición excesiva.No obstante, el tema planteado también exige la repetición de una serie depalabras que permiten centrar el eje temático, como por ejemplo el uso de lossustantivos (Ej.).

También podemos constatar la cohesión textual a través deluso de anáforas y catáforas mediante diferentes proformas gramaticales. Tal esel caso de algunos pronombres personales átonos (lo)(catáfora, que remitea…), pronombres tónicos (ellos) (anáfora, referido a…), o las numerosas oracionesde relativo que encontramos a lo largo de toda la unidad textual (que). Es significativo la aparición de algunospronombres demostrativos neutros (ello, eso,aquello) (Ej.), y demostrativosmasculinos (este, ese, aquel) (Ej.). Así pues, el autor logra recuperar y remitira ideas mencionadas en distintos lugares del texto, algo que consigue también através de una serie de conectores típicos de los textos argumentativos engeneral y de los artículos de opinión en particular. Es común el uso deconectores explicativos “porque”, que elautor utiliza para aclarar conceptos y hacer el texto más didáctico ycomprensible. Cabe destacar también el uso del conector de contraste quevaticina ideas claras del texto “pero”.También es común el uso de la conjunción o conector de adición “y” que permite ir sumando nuevos argumentos quedefienden la tesis.

La fuerte deixis personal, temporal y de lugar contribuyeotro de los elementos cohesivos más evidentes. Respecto a la primera, esnecesario comentar la utilización del pluralinclusivo a través de posesivos (nos)con lo que el emisor trata de hacer participe al receptor de sus reflexiones.Por su lado, el uso de determinadas expresiones temporales y espaciales duranteel texto (Ej.) permiten anclar el texto enunas coordenadas concretas que vienen además reforzadas por un uso mayoritariodel tiempo verbal presente (Ej.) que el emisorutiliza como consecuencia de la actualidad del tema que trata.

Por lo que respecta al modo en que el autor se adapta a lascircunstancias que envuelven el acto comunicativo, es evidente que la atmósferade formalidad que envuelve los textos en el ámbito periodístico (canal escrito,tema serio de interés general, etc.) determina el registro lingüísticoutilizado, en este caso estándar. Ahora bien, también es cierto que a lo largodel artículo podemos ver todo tipo de expresiones coloquiales (Ej.). Este recurso es utilizado como consecuenciade la libertad expresiva que caracteriza a los artículos de opinión, y con él,el emisor logra mostrarse más cercano a todo tipo de receptores. Por lo querespecta al uso de las funciones del lenguaje que el autor utiliza paratransmitir el mensaje, es necesario advertir que, debido a la naturalezaargumentativa del texto, podemos encontrar una función predominante, laapelativa, en tanto que el emisor intenta influir en nuestra opinión. Tambiénpodemos encontrar otra función representativa, utilizada sobre todo al iniciodel texto para informarnos de algunos aspectos básicos sobre… (lo que te describe), y de otra expresiva con laque el autor nos va mostrando su postura sobre el tema que plantea, evidenciadaa través del uso de verbos intelectivos (), adjetivos valorativos y desentimiento utilizados en primera persona (Ej.).Todo ello expuesto a través de una predominante modalidad oracional enunciativaque dota el texto de un tono pausado y tranquilo.

El uso constante de elementos lingüísticos de cargasubjetiva pone de manifiesto la abundante modalización del texto, como es elcaso de adjetivos valorativos (Ej.). Por suparte, también es evidente el uso de sustantivos abstractos (Ej.) de los que el autor se sirve para lanzar sureflexión sobre nuestra sociedad. También podemos encontrar otros rasgosmoralizadores como la utilización de perífrasis modales de obligación (Ej.) Los cambios de registro comentadosanteriormente y el uso de determinados signos lingüísticos como las comillas (Ej.) son recursos que de nuevo nos muestran lamodelización textual, en este último caso a través del comentario irónico. Porotro lado, es necesario comentar que a pesar de la fuerte subjetividad delartículo, también podemos encontrar algunos rasgos de impersonalización quepermiten al emisor expresar determinadas valoraciones a las que confiere asíuna validez universal y de aparente objetividad. Tal es el caso del uso delpresente gnómico (Ej.), o del empleo deoraciones impersonales gramaticalizadas (Ej.).

Una vez analizado e interpretado el texto desde un punto de vistapragmático, pasaremos a comentar desde una perspectiva personal los contenidosy la forma del mismo. Bajo mi punto de vista, el tema del texto es abordado porel autor de forma certera y adecuada, en tanto que… Ahora bien, opino sinembargo que…

Entradas relacionadas: