Obras de la tercera etapa de Goya

Enviado por Chuletator online y clasificado en Arte y Humanidades

Escrito el en español con un tamaño de 7,25 KB

 
 Picasso, Pablo RUIZ (1881-1973)
 Su personalidad dominó el desarrollo de las artes visuales durante la mayor parte de la primera mitad del Siglo XX. Hijo de un profesor de dibujo y pintor, fue precoz. Viajó a París por primera vez en 1900, ciudad que alternó con Barcelona entre 1903 y 1904, coincidiendo con su “periodo azul”, en el que tomó sus personajes entre los pobres y marginados, y el talante de sus pinturas fue de una melancolía suavemente sentimental expresada a través de tonos azules y fríos, como en La vida. En 1904 se establecíó en París y se convirtió en el centro de un círculo de artistas y escritores de vanguardia, recibiendo los encargos de un conocido marchante a partir de 1907. En su “periodo rosa”,los colores azules predominantes de sus primeras obras cedieron su puesto a rosas y grises, y el tono se volvíó menos adusto. Sus personajes favoritos eran acróbatas y bailarines, en especial la figura del arlequín.  Durante“periodo negro”, se concentró en el análisis y simplificación de las formas tras estudiar la obra de Cezanne y el primitivismo, lo que eclosiónó con Les demoiselles d´Avignon. Tras pasar por las dos fases del Cubismo –analítico y sintético –se dedicó a diseñar los trajes y escenografías del ballet Parade y de las producciones de Diaghilev. Fue influenciado por el Surrealismo, si bien lo desechó por entender que la pintura debía ser más conceptual que visual.Realizó obras más violentamente expresivas, cargadas de tensión emocional, de un talante visionario, y de una preocupación casi enfermiza por la angustia y la desesperación. Este periodo culminó con Guernica, localidad vasca bombardeada por la aviación alemana durante la Guerra Civil. Otros temas por los que estuvo interesado fueron el Minotauro, el Caballo moribundo y la Mujer llorando.  Picasso permanecíó en París durante la ocupación alemana. Se trasladó al sur de Francia, donde añadió la cerámica a sus otras muchas facetas artísticas. Realizó en este tiempo cuarenta y cuatro cuadros sobre Las Meninas de Velázquez. Con todo, su obra no fue tan brillante como la producida antes de la guerra.

CLAUDE MONET (1840-1926) 
  El impresionista prototípico. Su cuadro
Impresión: amanecer dio nombre al movimiento. Pasó su juventud en Le Havre como caricaturista y luego paisajista, según le convencíón para esto último su mentor Boudin. Estudió en el Ateneo Suizo de París, donde se hizo amigo de Pissarro. En 1862 entró en el estudio de Gleyre, donde conocíó a Reunir, Sisley y Bazille. De esta época es su Mujeres en el jardín.Durante la guerra Franco-prusiana estudió a los paisajistas ingleses en Inglaterra. Vivíó en Argenteuil, un pueblo a orillas del Sena, cerca de París, donde pintó alguna de las obras más importantes del impresionismo. En 1878 se trasladó a Vétheuil y en 1883 se establecíó en Giverny, también a orillas del Sena.  Comenzó a prosperar. En 1892 se casó con su amante, tres años antes de la muerte de su primera mujer. Durante la década de 1890 se concentró en series de cuadros en las que pintaba el mismo tema en distintos momentos del día con luces diferentes –Gavillas de heno i La Catedral de Rouen. El jardín que había instalado en su casa le sirvió para la serie
Nenúfares. Aunque en sus últimos años de vida comenzó a fallarle la vista, siguió trabajando hasta el final.

RENOIR (1841-1919) 
  Pintor impresionista nacido en Limoges. En 1854 comenzó como pintor en una fábrica de porcelana de París, donde adquiríó experiencia con los colores claros y frescos que caracterizarían su obra impresionista. Su predilección por los temas alegres tuvo su impronta en los maestro del Rococó. Ingresó en el estudio de Gleyre. Allí se hizo amigo de Monet, Sisley y Bazille. Pintó con ellos en Barbizon y su comarca. Su trato con Monet fue particularmente intenso en esta época, y sus pinturas de La Genouillère son sus primeros trabajos impresionistas. Empezó a conseguir éxito como retratista y se vio libre de preocupaciones económicas cuando el comerciante Durand-Rual compró regularmente su producción. Un viaje a Italia entre 1881 y 1882 marcó la diferencia del cambio de estilo que ejemplifica Los paraguas. Después de un periodo de experimentación con una manera “dura”, hacia 1885 desarrolló un tipo de tratamiento más suave y flexible. Pasó también de los temas contemporáneos a motivos más atemporales, sobre todo desnudos, pero también a pinturas de muchachas en escenarios no específicos. A medida que su estilo se hizo más grandioso y sencillo, abordó también temas mitológicos (El juicio de París). En la década de 1890 empezó a padecer reumatismo, lo que le hizo vivir en el sur de Francia desde 1903. En 1912 quedó relegado a una silla de ruedas, aunque siguió produciendo, abordando incluso la escultura.  

Francisco DE Goya Y LUCIENTES (1746-1828) 
  Nacíó en Fuendetodos (Zaragoza). Se formó primero en Zagaroza y luego en Madrid con Bayeu. Viajó y volvíó de Italia, casándose con la hermana de Bayeu. Bayeu le proporciónó un empleo para hacer cartones para la Real Fábrica de Tapices, para la cual trabajó entre 1775 y 1792. Los temas para ese trabajo abarcan desde escenas idílicas hasta acontecimientos cotidianos, concebidos en un espíritu alegre y en un estilo cercano al Rococó. Fue elegido miembro de la Academia de San Fernando. En 1789 fue nombrado pintor de corte de Carlos IV.  En 1792 contrajo una misteriosa y traumática enfermedad que marcó el principio de su preocupación por lo mórbido, lo extraño y lo amenazante, tal como ejemplifican su serie de grabados Los Caprichos. En 1795 Goya fue nombrado director de pintura de la Academia de San Fernando;primer pintor de cámara, realizando entonces La familia de Carlos IV. En él se ponen de manifiesto con despiadado Realismo las debilidades de la familia real, aunque, aparentemente, sin deliberada intención satírica. Poco después realizó La maja vestida y La maja desnuda, cuya modelo se ha creído que fue la duquesa de Alba, con la que Goya mantuvo una relación. Conservó su puesto de pintor de cámara con José I. Entre 1810 y 1814 realizó la serie de grabados salvajes y macabros titulados Los desastres de la guerra.  Con Fernando VII, pintó (La carga de los mamelucos) y +(Los fusilamientos).  En 1815 se retiró de la vida pública, conservando el título de pintor de cámara, aunque el favor para tal cargo lo había ganado Vicente López. Una recaída en su enfermedad en 1819 le supuso su retirada a la finca recién adquirida que se llamaría La quinta del sordo. Allí ejecutó desde 1820 sus Pinturas Negras, ejecutadas en tonos negros, grises y marrones. Saturno devorando a sus hijos es un ejemplo de ellas. En 1824 consiguió el permiso para establecerse en Burdeos por razones de salud. En 1826 renunció a su cargo de pintor de cámara. De entonces es la serie litográfica de Los toros de Burdeos. Sus últimos cuadros le acercan al impresionismo.

Entradas relacionadas: