Migraciones exteriores en España apartir crisis del 2008

Enviado por Chuletator online y clasificado en Geografía

Escrito el en español con un tamaño de 3,46 KB

 
5.2 MIGRACIONES EXTERIORES
Las migraciones exteriores son los movimientos de población que tienen como origen o destino un país
distinto. España, en los 70 era emisora de población, mientras que en fechas más recientes ha sido un
receptor neto de inmigrantes. Solo en los últimos años ha vuelto a tener un saldo migratorio negativo.
Se pueden dividir en cuatro etapas:
1. EMIGRACIONES HACIA AMÉRICA
A partir de mediados del Siglo XIX este movimiento recobró importancia debido a la creciente presión
demográfica de las empobrecidas áreas rurales del norte peninsular y de Canarias.
Hasta mediados del Siglo XX los emigrantes procedían principalmente de Canarias, Galicia, Asturias,
Cantabria y el País Vasco, con destino a Cuba, Uruguay, Argentina y Brasil.
Debido a los efectos de la Primera Guerra Mundial (1914-1945), hasta los años 50 el número de
emigrantes hacia
América eran bastante escasos. Aun así, cuando aumentaron de nuevo, las cifras eran
menores que las del Siglo XIX y principios del XX, puesto que los países receptores de América del Sur
necesitaban en ese momento trabajadores más cualificados que en la primera etapa.
Los emigrantes seguían procediendo de forma mayoritaria de Galicia y Canarias, aunque también se dio en
otros lugares peninsulares, como Extremadura o Andalucía.
Hacia los años 70 el número de emigrantes hacia América se redujo hasta prácticamente desaparecer por
el auge de emigraciones hacia Europa.
2. EMIGRACIONES HACIA Europa
En un primer momento se trataba de temporeros que se dirigían a Francia solamente durante la vendimia.
Más adelante ya se trataba de emigrantes definitivos que sustituían las bajas francesas de la guerra.
Desde finales de los 50, Europa Occidental pasó a ser el principal destino de emigrantes españoles, debido
al crecimiento económico que necesitaba de mano de obra.
A diferencia de la emigración hacia América, la población que emigraba hacia Europa procedía de casi
todas las regiones españolas del ámbito urbano.
En ocasiones se daba una doble emigración. Primero una emigración interna de lugares como Extremadura
o Andalucía hacia ciudades como Barcelona o Madrid, para más adelante emigrar a otros países europeos.
3. LA INMIGRACIÓN EXTERIOR
Se produjo un importante cambio de tendencia de las migraciones exteriores en España debido a la
importante recuperación económica española y el estancamiento de la mayoría de los países europeos.
Esto provocó que a partir de 1990 el saldo migratorio positivo creciera cada vez más, incrementándose el
flujo de inmigrantes hasta alcanzar un número máximo de extranjeros empadronados en España.
(5.000.000 legales y 500.000 ilegales)
4. LA EMIGRACIÓN ACTUAL
Localización de los inmigrantes:
Las zonas con mayor número de inmigrantes son la costa mediterránea, Madrid, los archipiélagos y el valle
del Ebro.
Madrid es la provincia con el mayor número de inmigrante extranjeros residentes, seguido de Barcelona,
Comunidad Valenciana, Murcia y Andalucía, respectivamente.

Entradas relacionadas: