Influencias humanas en el ciclo hidrológico

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Geografía

Escrito el en español con un tamaño de 4,98 KB

 

2. Ciclo del agua

El ciclo hidrológico o ciclo del agua es el proceso de circulación del agua entre los distintos compartimentos de la hidrósfera. Se trata de un ciclo biogeoquímico en el que hay una intervención mínima de reacciones químicas, y el agua solamente se traslada de unos lugares a otros o cambia de estado físico.
La mayor parte de la masa del agua se encuentra en forma líquida, sobre todo en los océanos y mares y en menor medida en forma de agua subterránea o de agua superficial (en ríos y arroyos).


2.1 Balance hídrico
Para saber el balance hídrico hay que conocer y cuantificar las entradas y las salidas y comprobar que existe equilibrio. Se pueden realizar balances hídricos de paiseses, de regiones, en un periodo de tiempo,… Para ello se aplica la fórmula siguiente:





2.2 Influencia humana en el ciclo hidrológico


La mayor parte del agua disponible se encuentra en los continentes en forma líquida. El ser humano interviene en el ciclo de varias formas:


• Disminución de la evaporación


• Aumento de la condensación y de las precipitaciones


• Disminución de la escorrentía


Con ello se pretende afrontar los desequilibrios en la distribución temporal y espacial del recurso. Las acciones actuales más destacadas:


• Construcción de presas y embalses, laminación de los cursos y regulación del caudal



• Control de la explotación de acuíferos y recarga artificial de los mismos



• Recolección de rocío mediante rampas y canales hacia depósitos subterráneos



• Trasvases o transferencias entre distintas cuencas



• Desalación del agua de mar



Para el futuro:



• Cobertura de presas para evitar la evaporación



• Generación de lluvia artificial mediante el acelerador hidrológico en zonas costeras o aviones sembradores de lluvia con sales de plata.


3. Usos del agua


Usos consuntivos: el agua no puede volver a ser utilizada tras la actividad



Usos no consuntivos: el agua puede emplearse de nuevo



Usos primarios: el agua como recurso imprescindible



Usos secundarios: el agua como recurso prescindible


4. La gestión del agua:


planificación hidrológica Las prácticas actuales de consumo en los países desarrollados nos conducen a la escasez en el futuro ya que resultan insostenibles. Esto obliga a tomar medidas en todos los sectores: doméstico, industrial, agrícola y ecológico. Las causas vienen dadas por estos factores:


• Aumento de población que conlleva cada vez mayores demandas que a veces superan las reservas disponibles



• Aumento de la demanda en todos los sectores y sobreexplotación de los recursos y reservas



• Clima más seco


• Mal uso del agua y deficiente gestión hidrológica


La planificación hidrológica tiene por objetivos generales conseguir el buen estado y la adecuada protección del dominio público hidráulico y de las aguas, la satisfacción de las demandas de agua, el equilibrio y armonización del desarrollo regional y sectorial, incrementando las disponibilidades del recurso, protegiendo su calidad, economizando su empleo y racionalizando sus usos en armónía con el medio ambiente y los demás recursos naturales, guiándose para ello criterios de sostenibilidad en el uso del agua, mediante la gestión integrada y la protección a largo plazo de los recursos hídricos. Asimismo, la planificación hidrológica debe contribuir a paliar los efectos de las inundaciones y sequías.


El agua es un recurso imprescindible para la vida y dada su limitada disponibilidad, la planificación hidrológica debe servir para procurar compatibilizar las distintas necesidades de la misma siguiendo una gestión racional que permita el desarrollo sostenible, garantizando el buen estado ecológico de los sistemas naturales.



Entradas relacionadas: