Especifica la evolución de las fuerzas políticas de oposición al sistema: republicanos y nacionalistas.

Enviado por Chuletator online y clasificado en Historia

Escrito el en español con un tamaño de 6,7 KB

 
El centralismo del liberalismo español: 1.El sistema político liberal se dejó controlar por unas élites militares y políticas que representaban a los sectores más  conservadores del liberalismo que pretendían una unidad nacional. Esta unidad nacional se había basado en una nueva organización centralista del Estado, con la división territorial basada en provincias y pretendiendo desconocer las realidades comunitarias existentes al disolverlas en un proceso de integración común. 2.El uso patrimonial del Estado que hicieron estas élites políticas liberales dio como resultado su propio desprestigio como impulsoras de cualquier plan real de cohesión nacional. 3.La acción del Estado liberal a favor de la modernización de la sociedad fue muy débil, dedicando muy pocos recursos a sectores tan básicos como las comunicaciones y obras públicas, o la enseñanza. 4.Por otra parte, la gran burguésía industrial y financiera en la vida política de la Restauración estuvo plenamente vinculada a los intereses de la política oficial y centralista. A.El catalanismo. Surgíó a finales del SXIX como un movimiento cultural, La Renaixença que terminó confluyendo en una corriente política. En 1892 el catalanismo (Centré y Lliga de Cataluña) reunido en Manresa sentó sus principios políticos en las llamadas Bases de Manresa.
En las primeras décadas del S.XX estuvo dominado por la Lliga Regionalista de Enric Prat de la Riba y Francesc Cambó. Su objetivo era unir la regeneración política y la modernización económica al desarrollo del autonomismo catalán, con tono de reformismo moderado cercano al maurismo. No contó con el apoyo de las clases obreras, pero sí de la burguésía y las clases conservadoras Terminó escindíéndose un sector nacionalista de izquierda, el Centre Nacionalista Republicá.
La división del catalanismo terminó en 1906 tras la aplicación de la ley de jurisdicciones. Las fuerzas catalanistas formaron un frente común, Solidaridad Catalana.
Pero a raíz del apoyo de Cambó a Maura y la Semana Trágica de Barcelona (1909)
La Lliga Regionalista y Prat de la Riba serán el pilar del catalanismo llegando a presidir la recién constituida Mancomunidad Catalana. B.El nacionalismo vasco El padre y propulsor del nacionalismo vasco a finales del Siglo XIX fue Sabino Arana, siempre desde una perspectiva fuerista tradicional para así recuperar los fueros totales, es decir, la plena soberanía, la cual significaría independencia. (Alcanzarla no era sino volver a la libertad originaria, a la esencia histórica del pueblo vasco, a la Ley Vieja enfrentado a la cultura castellana). El Partido Nacionalista Vasco (1895)
se fundó con una voluntad de restaurar en el territorio el orden jurídico tradicional, pero a comienzos del Siglo XX, y tras la muerte de Arana, se vio obligado a ampliar las bases hacia una burguésía más moderna e industrial. Fue entonces cuando aparecíó la tensión interna entre los defensores de la independencia y los que buscaban, como objetivo más viable y práctico, la autonomía dentro del Estado español cercanos a una corriente liberal y posibilista.  

MOVIMIENTO OBRERO

La situación de la clase obrera no había cambiado mucho desde finales del SXIX. La situación cada vez más precaria llevó a iniciar reformas, pero eran bloqueadas por oposición de terratenientes y dueños de fábricas bien representados en las cámaras. La prohibición de asociaciones sindicales, la censura y la división mantendrán la acción sindical al mínimo hasta la década de 1920, cuando comenzará un verdadero sindicalismo de masas. A.Los anarquistas. Estuvo arraigado desde finales del SXIX en las zonas industriales y urbanas de Cataluña, las zonas rurales de la Baja Andalucía. La separación del mundo obrero de la política oficial contribuyó a empujar al obrerismo a un odio contra el Estado, sin importar el signo del gobierno, y a la desconfianza hacia todo tipo de acción política reformista. Mantuvo dos tendencias enfrentadas: partidarios de la “acción directa” /terrorista y los sectores sindicalistas. En 1907 se forma el sindicato Solidaridad Obrera, y 1910 la Confederación Nacional del Trabajo (CNT
). Este último reafirmó su estrategia a través de la acción directa llegando a ser ilegalizada en 1915. B.Los socialistas: En 1879 se constituyó el Partido Socialista Obrero Español con programa netamente marxista y resaltaba la necesidad de la participación política de la clase trabajadora. El PSOE propónía tres bases:a) La teoría de la clase marxista: la posesión del poder político por la clase trabajadora, la transformación de la propiedad privada o corporativa de los instrumentos de trabajo en propiedad colectiva, social o común.b)  Abolición de todas las clases sociales y su conversión a una sola de trabajadores dueños del fruto de su trabajo. C)  Lucha política inmediata por: por los derechos de asociación y de reuníón, libertad de prensa, sufragio universal. Quedó confirmado como un partido de clase que pretendía enfrentarse a los partidos burgueses en la lucha por el poder a través de las elecciones. A principios del Siglo XX se inició la colaboración con los republicanos luchando por la democratización sin renunciar la revolución social. En 1910 se formó la Conjunción Republicano Socialista que permitíó conseguir el primer diputado socialista ( Pablo Iglesias) e iniciar su andadura parlamentaria.

Entradas relacionadas: