En que consiste el individualismo Romántico

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Español

Escrito el en español con un tamaño de 7,57 KB

 


Siglo XIX: EL Romanticismo


     El Siglo XIX es una época caracterizada por profundos cambios políticos, económicos y sociales:

Políticos:


La forma de gobierno de la Monarquía Absoluta es sustituida (a veces, de forma violenta: Revolución Francesa, 1789) a favor de las democracias liberales propugnadas por la burguésía.

Económicos


Se imponen doctrinas liberales que propugnan la libertad de trabajo, de capitales y de medios de producción. La Revolución Industrial introduce el maquinismo y la producción masiva. La invención del ferrocarril y del telégrafo revoluciona los medios de comunicación.

Sociales:


Desaparición de los estamentos y surgimiento de las clases sociales donde el único rasero que mide al individuo es su capacidad económica. La burguésía se convierte en la clase social dominante.

La Iglesia pierde buena parte de su poder económico y social.

La población crece.

Enorme importancia de la prensa escrita.

      Estos cambios llegan tardíamente a España, que intenta  adaptarse a la sociedad del “progreso” y  de la industrialización (aunque muy lentamente). En conjunto, el siglo  XIX en España está marcado por la decadencia, por los enfrentamientos ideológicos entre conservadores y liberales y por los conflictos sociales.

     Todos estos cambios provocan un estado de ansiedad que afectará al modo de pensar y de escribir, dando lugar a un amplio movimiento cultural, político y vital que afectó a Europa y América y que se conoce con el nombre de Romanticismo.

CarácterÍSTICAS GENERALES DEL Romanticismo:


Individualismo. Nueva concepción del mundo: el Yo.

El hombre ROMántico es un ser caracterizado por su egocentrismo (el individuo es el centro del mundo). La finalidad fundamental del artista ROMántico será la de expresar sus propias emociones, sus sentimientos, acciones: por encima de cualquier otra realidad está el “yo”.

Rebeldía y libertad.

El ROMántico es un rebelde que proclama su derecho a expresarse, el derecho del individuo frente a la sociedad, de la mujer frente al hombre, del obrero frente al patrón.  Desafía a la sociedad y a Dios. Rechaza las reglas, tanto sociales como artísticas. Siente admiración por rebeldes célebres, como Satán, Caín, don Juan, etc.

Nacionalismo.

Frente al universalismo anterior, ahora se proclama el nacionalismo político. Cada país, regíón o localidad ensalza sus costumbres y valores tradicionales. Lo popular y lo folclórico adquieren un gran prestigio y darán lugar a un género importantísimo: el costumbrismo.

Insatisfacción: el llamado “Mal del siglo”.

El choque entre sus ideales y la realidad hacen que el ROMántico se encuentre insatisfecho con el mundo circundante. Un hondo sentimiento de vacío y soledad llevan al individuo hacia la melancolía, el pesimismo, y la desesperación ante la imposibilidad de lograr la felicidad en una sociedad con la que está en desacuerdo. Muchas veces, los artistas ROMánticos, llevados por estos sentimientos, acaban con su vida.

Evasión.

Profundamente hastiado de  la realidad, el ROMántico se evade hacia el ensueño, la fantasía, Así, los artistas ROMánticos se sintieron fascinados por países exóticos y lejanos (los países del norte de Europa, España,...) y por tiempos pasados (sobre todo, por la Edad Media).

Contradicciones ROMánticas.

La naturaleza rebelde y radical del hombre ROMántico hace que su personalidad esté llena de contradicciones. Algunas de estas contradicciones son:

Evasión/combate.

Edad Media/ modernidad.

Irracionalismo/intelectualismo.

Optimismo/insatisfacción.

LA LITERATURA ROMÁNTICA:


LOS TEMAS:


  1. La historia:

La historia nacional o regional se convierte en una de las principales fuentes de inspiración. La Edad Media con sus castillos, catedrales y monasterios; el mundo árabe y su exotismo. Es el momento del apogeo de la novela histórica, los romances, las leyendas y el costumbrismo.

2)

Los sentimientos

El individualismo y el egocentrismo ROMánticos se traducen en una literatura plagada de emociones y sentimientos subjetivos como:

  • El amor: fue uno de los elementos fundamentales para los ROMánticos. Este sentimiento reviste dos formas:

- El amor sentimental: es una actitud de tristeza y melancolía ante la imposibilidad de alcanzar a la mujer amada. Este sentimiento predomina en autores del Romanticismo tardío, como Gustavo Adolfo Bécquer.

-El amor pasional: rompe las fronteras de las convenciones sociales (los padres, los códigos sociales y morales, Dios). Suele acabar trágicamente. Si no acaba mal, da lugar al desengaño o a la desilusión.

  • La mujer: forma parte de este sentimiento amoroso. La mujer puede aparecer como un ser dulce e inocente, que es víctima del amor o de la sociedad. Aunque a veces aparece como un ser perverso y cruel que lleva al poeta a la destrucción.
  • La vida y la muerte: la vida se presenta negativamente. No es un bien para los ROMánticos. El alma ROMántica es un alma atormentada que busca un ideal inalcanzable. Por eso la muerte se ve como un descanso.
  • La religión: no hay un sentimiento religioso firme. El ROMántico se rebela contra Dios y reivindica la figura del diablo. Hay una crítica hacia las instituciones religiosas.

3)

Los conflictos sociales

     El artista se hace eco de los conflictos sociales y políticos de su época, de las desigualdades y frustraciones, de la conciencia nacionalista y regionalista, de las teorías del humanitarismo social, etc. Presenta personajes marginados pero libres: bandoleros, piratas, mendigos y víctimas en general de una sociedad clasista y opresora.

ESTILO Y LENGUAJE

     Hay una renovación artística que se basa en el rechazo de las reglas y la exaltación de la imaginación.

     Cobrará especial importancia el entorno en el que se expresan los sentimientos, que será descrito con gran detalle. La Naturaleza se convierte en confidente del héroe y refleja su estado de ánimo. A diferencia del Renacimiento, se trata de una naturaleza salvaje y turbulenta que coincide con un ánimo inquieto y pesimista. El mar bravío, las tormentas, los cementerios o la noche son algunos de sus rasgos.

     La literatura ROMántica rompe los límites de la realidad: gusto por lo misterioso y lo sobrenatural, personajes de origen oscuro, situaciones límite, voces del más allá, alucinaciones, milagros, etc.

     Los artistas ROMánticos buscan despertar en el lector o espectador emociones y sentimientos fuertes, para ello utilizan recursos como las interrogaciones y exclamaciones, exageraciones, metáforas, antítesis violentas, un lenguaje enfático en el que predominan los adjetivos y expresiones típicas como ensueño, fantasía, maldición, fatalidad, lóbrego, etc.

     La oposición a la norma es lo más carácterístico del estilo ROMántico: se proclama la inspiración y el genio individual por encima de todo, se rechazan modelos, se mezclan géneros y subgéneros, tonos y estilos, prosa y verso, todo bajo un punto de vista subjetivo.

Entradas relacionadas: