La diversidad de los seres vivos

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Biología

Escrito el en español con un tamaño de 8,39 KB

 
Tema 8. La diversidad de los seres vivos
Concepto de especie
El campo concreto de la ciencia que se ocupa de describir y clasificar la vasta diversidad de la naturaleza recibe el nombre de taxonomía.
Concepto biológico de especio
Una especie es un conjunto de poblaciones naturales capaces de cruzarse unas con otra, y que está aislado reproductivamente de otros grupos similares por barreras fisiológicas o de comportamiento.
Cómo se originan nuevas especies
La cuestión del origen de las especies se centra en determinar cómo se genera el aislamiento reproductivo entre dos especies. Existen básicamente dos teorías que proponen procesos diferentes con un mismo objetivo:
El aislamiento reproductivo se deriva de la divergencia genética. Dos poblaciones separadas divergen genéticamente como consecuencia de la acción combinada de la mutación y la selección que ocasionará la adaptación de cada población a su particular hábitat.
El aislamiento reproductivo es una consecuencia directa de la selección. Si los híbridos de dos poblaciones que coexisten en un hábitat está peor adaptados que los que no lo son, la selección favorecerá aquellos mecanismos que impidan su formación.
La clasificación de las especies
Los primeros intentos de clasificación
Carl Linneo propuso un método para clasificar. Consistía en reunir las especies examinadas en grupos, llamados taxones, formados por especies similares o relacionadas. Entre los taxones formados, se eligen los más similares y se agrupan en un taxón de superior nivel hasta elaborar una jerarquía completa de taxones. Este método es el que se sigue en las clasificaciones actuales.
Los nombres de los taxones
Dar nombre a los grupos es una parte esencial de la clasificación. Cada sistema de clasificación tiene unas normas para decidir a qué grupos se les debe dar nombre en una clasificación formal.
El grupo básico es la especie. Cada nivel de la jerarquía constituye una categoría taxonómica.
La clasificación después de Darwin
Las aportaciones de la teoría de Darwin pusieron fin a algunas de las incertidumbres taxonómicas. Si existe una teoría que explica cuáles son las causas que subyacen a las semejanzas entre organismos, dichas explicaciones deben considerarse a la hora de delimitar los grupos. Según esto, un sistema de clasificación sólido tiene que basarse en dos criterios:
La genealogía, es decir, la ascendencia común.
El grado de similitud, es decir, la cantidad de cambios evolutivos acumulados.
El sistema de clasificación basado en estos criterios se llama evolutivo o darviniano.
A partir de 1960 se han propuesto dos métodos nuevos de clasificación de los organismos. Cada uno de ellos aplica uno solo de los dos criterios de Darwin:
Fenético o numérico. Esta clasificación se basa en la similitud. Los grupos deben compartir un gran número de características.
Clasificación o cladístico. Se basa exclusivamente en la genealogía, sin tener en cuenta el grado de similitud. Un grupo debe tener un origen común.
Los cinco reinos
Hasta mediados del siglo XIX, los organismos se clasificaban en dos reinos: animales y vegetales. Todo lo que no era claramente un animal se clasificaba como vegetal.
Desde principios del siglo XX, esta clasificación ha sufrido drásticas reformas:
La ausencia de verdadero núcleo en los procariontes hizo comprender a los taxonomistas que se trataba de organismos claramente diferentes y fueron incluidos en un reino aparte llamado mónera.
También surgieron dudas entre los eucariontes. Los hongos, considerados durante mucho tiempo como vegetales, poseen características peculiares que los diferencian claramente tanto del reino animal como del vegetal y fueron incluidos en un reino diferente.
Por último se definió un quinto reino, el protoctista, que incluye a los organismos que no son ni animales, ni plantas, ni hongos, ni procariontes. A él pertenecen organismos tan diversos como una ameba y un alga gigante.


Móneras, protoctistas y hongos
Reino móneras

Se subdivide en dos grupos que se diferencian por la composición de su pared celular y algunas características de la síntesis de ARN y proteínas.
Arquibacterias. Incluye bacterias que viven en ambientes extremos.
Eubacterias. Son las bacterias típicas.
Reino protoctistas
Considerado como un ?cajón de sastre?, incluye, además de las algas y los protozoos, un conjunto de grupos de eucariontes, de difícil clasificación, con la única condición de que no pueden incluirse en otro reino.
Protozoos. Organismos unicelulares con características animales.
Abundan en las charcas, como las amebas, que se desplazan mediante seudópodos, o los paramecios, cuyo cuerpo está recubierto de cilios.
Causan enfermedades, como el tripanosoma, o el plasmodio.
Algas. Organismos unicelulares, como las diatomeas, o multicelulares, como la laminaria, que pueden alcanzar más de 100 m de longitud.
Reino hongos
Formado por descomponedores de la materia orgánica que ponen la materia inorgánica a disposición de los vegetales.
Su reproducción es asexual por esporas. Al germinar, las esporas originan finos tubos llamados hifas que forman una masa filamentosa, el micelio. En algunas especies, las esporas se fabrican en estructuras denominadas setas, mucho más visibles que el propio micelio.
La clasificación de los hongos es compleja y muy discutida; se basa en aspectos relacionados con la reproducción. Entre los más comunes se encuentran:
Mohos
Levaduras
Micorrizas
Líquenes
Las setas de algunos hongos
Reino plantas
La característica más llamativa de los componentes de este grupo es su capacidad para realizar la fotosíntesis, que los convierte en piezas fundamentales e imprescindibles para la vida. Su clasificación se hace teniendo en cuenta los siguientes criterios:
Presencia de vasos conductores. Las plantas se clasifican como no vasculares y vasculares.
Presencia de semillas. En las plantas vasculares se incluyen las pteridofitas, que no presentan semillas en su desarrollo embrionario, y las espermatofitas o plantas con semilla.
Formación de fruto. Las semillas de las espermatofitas pueden ser desnudas; así ocurre en las gimnospermas, o estar protegidas en el interior de un fruto, como sucede en las angiospermas.
Detalles de aparatos reproductores. Es un criterio utilizado para clasificar el enorme grupo de las angiospermas, o plantas con flores típicas. La primera división, en monocotiledóneas y dicotiledóneas.
Reino animales
La motilidad y la sensibilidad, aunque presentes en otros reinos, son capacidades que han adquirido en los animales un desarrollo espectacular. Su clasificación se hace atendiendo a los siguientes criterios:
Diferenciación en tejidos y órganos. La mayoría de los animales son eumetazoos, con verdaderos tejidos y órganos. Solo unos pocos, llamados parazoos, carecen de ellos.
Tipo de simetría corporal. Dentro de los eumetazoos se distinguen dos grupos: con simetría radial y con simetría bilateral.
Características del desarrollo embrionario. Según esto, los bilaterales se dividen en función de si presentan celoma o no. Los celomados se dividen en protóstomos y deuteróstomos en función de cómo tiene lugar el desarrollo embrionario.