Areas turisticas españolas

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Geología

Escrito el en español con un tamaño de 3,63 KB

 
Nos encontramos ante un mapa, que es una representación reducida y aproximada de la superficie de la Tierra sobre un plano. En este caso, se trata de un mapa corocromático y de dibujos, ya que representa cualidades mediante tramas y centros turísticos mediante dibujos. Dispone de leyenda, que es el repertorio de tintas y rotulaciones empleados con indicación de su significado.
En el mapa se reflejan las áreas turísticas españolas, que son los espacios que cuentan con una elevada afluencia de turistas, tanto extranjeros como nacionales. En España, las densidades más altas corresponden a las zonas de turismo de sol y playa de Baleares, Canarias y el litoral mediterráneo peninsular; y a Madrid, que recibe un importante turismo cultural. Le siguen en importancia las áreas con densidades medias de las costas del noroeste y norte peninsular; y las del interior de las comunidades catalanas, valenciana y andaluza.
El turismo, por otra parte, es la actividad que lleva implícito un desplazamiento de residencia y objetivos de ocio. Así pues, además de estas áreas turísticas existen puntos turísticos aislados basados en diversos atractivos, como las estaciones de esquí, etc (Salamanca, Segovia…)
Todas estas áreas, de acuerdo con su uso, pueden identificarse en turísticas de temporada, con estacionalidad superior a la media (Cataluña y Baleares) y de turismo estabilizado (Canarias, Granada).
Podemos clasificar la tipología de las áreas turísticas de sol y playa, en primer lugar, tratándose de Baleares y Canarias y la costa mediterránea peninsular, teniendo en común la recepción de una importante afluencia turística basada en sus características climáticas y sus playas. Sin embargo, presentan diferencias en aspectos como la accesibilidad, modelo de ocupación del espacio o tipo, calidad y clientela de los alojamientos.


Por otro lado, distinguimos otras áreas turísticas, ya que desde la década de 1990 se ha intensificado la difusión espacial del turismo debido a factores como el aumento del turismo de proximidad generado por las grandes aglomeraciones urbanas, el desarrollo de las áreas rurales del interior, o el deseo de calidad y nuevos atractivos por parte de la demanda. Así, distinguimos zonas como:
· Madrid, la capital del Estado, que apenas posee estacionalidad y alberga una importante oferta hotelera destinada al turismo cultural y a un creciente turismo de congresos y convenciones.
· El litoral gallego y cantábrico ofrece áreas costeras e interiores no saturadas y destacados paisajes rurales y naturales.
· Los centros de turismo rural, nacidos a raíz de programas de apoyo al desarrollo rural, pretenden estimular aspectos complementarios a la actividad agraria.
· Las estaciones de esquí, basadas en el turismo de nieve, han surgido en diversos sistemas montañosos (Sierra Nevada, Pirineos)
· Las ciudades históricas y artísticas permiten un turismo cultural de visita a museos y monumentos y recorridos por los centros históricos, predominando estancias cort as.