Agustín de hipona

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Filosofía y ética

Escrito el en español con un tamaño de 9,64 KB

 

AGUSTÍN DE HIPONA

Relaciones entre fe- razón:                                                                                                                                                                                      EL cristianismo en ante todo una religion, y despues una filosofia cristiana. En rigor: no existe una filosofia cristiana, sino un uso cristiano de la filosofia.      El encuentro entre filosofia y cristianismo se produce por dos vias: un encuentro inconsiciente ;cuando muchos términos procedentes de sistemas filosóficos helenísticos son vertidos a los textos religiosos cristianos, y otro consciente; cuando los pensadores cristianos se ven obligados a enfrentarse con las doctrinas defendidas por los filósofos paganos y aquí es cuando las actitudes de los pensadores fueron diversas, algunos pretendieron rechazar la filosofía, mientras que otros trataron de reinterpretarla en clave cristiana.En Agustin no aparece todavia una demarcacion clara entre fe y razon, ni parece preocuparle. Considera que en un primer momento la razon ayude al hombre a encontrar la fe. Pero una vez en posesión de la verdad a que condujo la fe, la razón tiene por finalidad a ayudarle a entender esta verdad; por lo que,  la razón acabara subordinada a la fe.

La verdad y el conocimiento interior:                                                                                                                                                                                                             Agustín parte de una concepción  de la verdad vagamente platónica: la verdad se da en lo inmutable, en lo eteno. A partir de esta concepción de  la verdad, Agustín lleva a cabo una fundamentación del conocimiento frente a la postura de los escépticos. Esta fundamentación del conocimiento parte de la autoconciencia, pues solo en la autoconciencia podemos encontrar  alguna certeza, ya que piense lo que piense, e incluso si me engaño soy una conciencia pensante. Otro tipo de reglas eternas son las normas morales. La capacidad de juzgar las cosas según las reglas eternas es lo que Agustín llama Ciencia. Y al conocimiento de Dios que es por lo tanto la verdad última de la que dependen todas las demás lo llama sabiduría.     El conocimiento de las verdades eternas. Agustin el alma conoce las ideas por iluminacion divina entendiendo por iluminacion un proceso paralelo al de creacion. La iluminación  consiste en una acción llevada a cabo sobre los hombres, y que permite a estos la captación de lo inteligible en si mismo. Es un proceso similar al que realiza la luz con las cosas; pues sin ella, estas no podrían ser vistas. La iluminación es un proceso paralelo al de la creación. Asi, en tanto Dios crea el mundo le da ser a todas las cosas, y en tanto ilumina a los hombres hace que estos puedan ver las verdades.

EL DIOS CREADOR                                                                                                                                                                                                     La existencia de Dios:  En Agustín no existe una demostración propiamente de Dios. Lo más parecido a un intento a la demostración de la existencia de Dios en Agustín es el proceso de la interiorización.                                                                                                                                                        La esencia de Dios: Agustín si demuestra la esencia de Dios. Así:                                                                                                                                     - Sostiene que Dios crea el mundo y no lo emana. Esta creación se lleva a cabo tomando la ideas como modelos, por lo estas son la causa ejemplar de las cosas                                                                                                                                                                                                                     -  Dios no crea las ideas sino el mundo sensible, por lo que este no es concebido como pura negación, tal como hacían los neoplatónicos y algunos padres griegos.                                                                                                                                                                                                            - Al ser lo sensible creado por Dios tiene una naturaleza positiva, un ser; aunque, eso sí, existe un abismo entre el ser del mundo sensible y el ser de Dios.                                                                                                                                                                                                                              - La naturaleza trinitaria de Dios : Dios es tres personas en una sola sustancia.                     

El problema del mal: Un problema que preocupo enormemente a Agustín fue el origen del mal. Esto le llevo a adherirse en su juventud a las tesis maniqueas según las cuales hay dos principios que rigen el cosmos: Un principio del bien y un principio del mal. El mal es la ausencia del bien, el mal no sería creado por Dios.                                                                                                                                                                                                   Agustín distingue entre el mal moral (es decir, el pecado) que es fruto de una mala voluntad y el mal físico (el dolor, la enfermedad y la muerte) que es una consecuencia del mal moral( el mal físico aparece con el pecado original).

El problema de la libertad: El hombre esta en el mal porque ha pecado. Una vez caido en el pecado el hombre no puede salvarse por si mismo necesita de la fe. Pero la fe es concebida por Dios, es una gracia. El problema que se debatia era el siguiente: si el pecado original se transmite a todos los hombres, Dios entonces decide de antemano a quienes concede la gracia y a quien no. Parece que la conclusion es que los hombres no son libres de salvarse o condenarse.

EL AMOR Y LA VIRTUD Con el cristianismo el amor es entendido como caridad. La caridad consiste en amar a Dios y a los hombres en función de Dios. Es decir, consiste en una disposición de la voluntad que lleva a dispensar  el amor a la voluntad que lleva a dispensar el amor según la jerarquía del ser. la caridad consiste en una disposición de la voluntad inversa a la que lleva el pecado. Con agustin, la virtud aparece vinculada a la voluntad, pues por virtud entiende precisamente, la disposición de la voluntad que lleva al amor entendido de la caridad.

LA HISTORIA: LA CIUDAD TERRENAL Y LA CIUDAD DE DIOS Agustín es el primer pensador que intenta explicar el sentido de la historia. Con el cristianismo, al mismo tiempo que surge la idea de la creación del mundo desde la nada, surge una concepción lineal de la historia. La historia es el escenario de la salvación y tiene un comienzo, una serie de momentos privilegiados y un final. Agustín parte: la historia es la búsqueda de la felicidad que se halla en Dios. A partir de aquí la humanidad se divide en dos grupos de hombres: aquellos que se aman a sí mismos hasta el desprecio de Dios (ciudad terrenal) y aquellos que aman a Dios hasta el desprecio de sí mismos (ciudad de Dios). La historia es una lucha de estas dos ciudades que acabará con el triunfo final de la ciudad de Dios, que será también el final de la historia.