Un cuanto de energ

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Filosofía y ética

Escrito el en español con un tamaño de 11,27 KB

 
la generalización apresurada
Una de las falacias más comunes que todos cometemos es la gene­ rali zación apresurada, que consiste en pasar de una proposición par­a,;cular como «Algunos madrileños son x» a una proposición universal :omo «Todos los madrileños son x». Este paso podría ser correcto úni­:amente si se comprobaran todos los casos posibles, pero, como esto _25 imposible la mayor parte de las veces, la conclusión suele ser falaz.

Argumento de la pendiente resbaladiza
Se trata de argumentos basados en el llamado «efecto dominó»,
Hay contextos en los que puede ser razonable la utilización de unaes­:rategia argumentativa como (18), puesto que muchas veces los suce­sos se encadenan unos con otros y, antes de tomar una decisión, es oreciso valorar las consecuencias que se seguirán de ella. Pero otras ve­:es se utilizan estos argumentos de un modo tramposo, afirmando la existencia de una conexión entre Al y A
n sin aportar pruebas, o siendo estas de muy poco valor. Quien presente un argumento de este tipo tiene la obligación de probar que existe el nexo causal pretendido, porque de lo contrario incurre en una falacia por pretender cerrar el diálogo antes de tiempo.

1. El afán de conocer el universo
1. Universo, mundo, cosmos
Al hablar de universo, comúnmente nos referimos al conjunto de la realidad material, como si se tratara de un objeto único: el mundo. Sin embargo, el término mundo es ambiguo y podría significar tanto el me­dio humano como el universo próximo. En el primer caso, se trataría del medio natural estructurado, organizado y dotado de sentido y utilidad por y para el ser humano. En el segundo, de esa parte del universo que nos parece más cercana, asequible y familiar: nuestro Sistema Solar o nuestra galaxia. Por otra parte, de forma más específica, universo podría entenderse como cosmos o, lo que es igual, la totalidad de astros orga­nizada y regida por regularidades expresables en leyes. Se entiende por «astro» cada uno de los elementos o cuerpos de esa totalidad, sea cual sea su naturaleza, composición, forma o movimiento.
2. Astronomía y cosmología
Según esto, con el nombre de astronomía nos estaríamos refiriendo a la ciencia que estudia los astros o cuerpos celestes, con el fin de co­nocersus movimientos, cambios, distancias, tamaños, composición,origen, etc.Esta ciencia ha ido evolucionando e incorporando técnicas de observación y análisis que le han permitido realizar un asombroso avance hasta estos momentos.
Modernamente la astronomía ha sido dividida en tres ramas princi­l,pales:
La astrometría, que se dedica al estudio de las posiciones, de los' ­movimientos y de la distribución de los astros.
La astrofísica, que estudia el estado físico y químico de los astros.
La astronomía espacial, que se dedica al desarrollo de ingenios espaciales para analizar directamente la materia de que están com­puestos los astros
Por su parte, la consideración de la cosmología como ciencia es re­ativamente reciente. Estudia el origen y evoludón del universo basán­dose en las observaciones y teorías de la fisica.la astronomía y las ma­temáticas. Su finalidad principal es construir modelos del universo que sean coherentes y compatibles con las aportaciones de la ciencia expe­rimental de la naturaleza. Entre sus temas de interés se encuentran la extensión del universo en el espacio y su duración en el tiempo, su ori­gen. su desarrollo y su futuro.
Sin embargo, estas cuestiones son sin duda temas tradicionales de la filosofía, que han estado resentes desde los rimeros pensadores.

1. la mecánica cuántica

En la física clásica se parte de una materia com uesta por artículas dotadas de cualidades mecánicas masa, tamaño, movimiento), que se mueven en el vacío según las leyes de la mecánica y de la gravitación. En 1911 Ernest Rutherford, partiendo de los recientes descubrimien­tos de la radiactividad, presentó el átomo formado por tres elementos más e ueños: el protón, el neutrón y el electrón. Posteriormente se descubrió que estos elementos están a su vez formados por partículas más pequeñas aún, a las que se llamó «quarks» y «gluones». Hoy se conocen más de doscientas partículas elementales. la materia se mos­[email protected]ámica y compleja, con unas leyes pordeterminar.
La teoría cuántica, iniciada por Max Planck (1858-1947), trató de dar explicación de la naturaleza y las leyes de este mundo subatómico. En primer lugar, estos elementos se m~tran bajo un aspecto dual: en unas situaciones aparecen como partículas y en otras como ondas. En segundo lugar, se comportan de un modo imposible de prever y deter­minar. Es imposible conocer a la vez y exactamente la posición y la ve­locidad de un electrón. Nunca se puede predecir un suceso atómico con certeza; sólo se puede decir que es probable que ocurra (principio de incertidumbre de Werner Heisenberg). A este nivel, el determinis­mo de la física clásica deia de tener sentid . Ya no será posible, como pretendía Laplace, suponer que una inteligencia que pudiera conocer la posición y la velocidad de cada una de las partículas del uni­verso en un momento dado, podría calcular ambas cosas para cual­quier tiempo.
[? La teoría cuántica también puso en tela de"juicio que las radiaciones se transmitieran en ondas continuas. Planck habló de «paquetes de energía» y Einstein los llamó «cuantos».


Un cuanto de energía es una cantidad muy pequeña (6,6 x 10-34 Julios) que constituye un límite por debajo del cual no se puede pasar. De este modo, cualquier forma de radiación electromagnética puede aparecer no sólo como ondas, sino bajo la forma de cuantos, o de «fo­tones», si se trata de la luz.

2. La teoría de la relatividad
la teoría de la relativi­dad pretende explicar la estructura y las leyesdel universo considerado 3 gran escala, en grandes distancias y grandes velocidades
Einstein publicó la teoría de la relatividad, aplicable a
los sistemas inerciales, que son aquellos que se encuentran en reposo : están dotados de un movimiento rectilíneo uniforme, con una velocidad constante.
De sus postulados se desprende que la velocidad de la luz es teó­ricamente la máxima que puede ser alcanzada y, puesto que no es rfinita, es imposible la simultaneidad entre acontecimientos observa­:05 por diferentes observadores. Con ello, el tiempo deja de ser
. a.go absoluto y asa a de ender de cada observador
La teoría de la relatividad ha demostrado también que no es posible hablar de espacio sin hablar de tiempo y viceversa. El tiempo pierde su ==~ácter absoluto y se asocia a las coordenadas espaciales como si, al­gebraicamente, fuera similar a ellas. Esto hace que se pueda hablar de un continuo cuatridimensional denominado «espacio-tiempo»
Pero quizá la más conocida relación sea la establecida entre la ener­gía, la masa Y la velocidad. Einstein demuestra que la materia se
puede transformar en energía
Ello implica modificar el famoso enun­ciado de que «la energía ni se crea ni se estruye, so o se transforma» por «la suma total de la masa Y la energía del universo permanece constante», idea que puede considerarse como una de las bases de la
física actual.
En 1915, Einstein propuso la teoría general de la relatividad, que se ocupa además de los sistemas no inerciales, aquellos en que actúa un movimiento acelerado y no hay velocidad constante, Y de la ley de la gravedad. En ella estableció que el espacio físico no es recto y no está regido por la geometría euclidiana, sino curvo, según la geome­tría de Georg Riemann (1826-1866). La curvatura del espacio es pro­ducida por los campos gravitacionales de los cuerpos sólidos. Siempre que haya un cuerpo sólido, el espacio que lo rodee será curvo Y el grado de curvatura dependerá de la masa del cuerpo.
Del mismo modo, la luz ya no parece viajar en línea recta en el espacio, sino que será desviada or los campos gravitatorios .

2. El principio antrópico
El ser humano ha ido aprendiendo y aceptando que no ocupa un lu­gar privilegiado en el universo. La Tierra no es el centro del universo, pero tampoco lo es el Sol. Según el «principio cosmológico», se puede decir que el universo no tiene ningún centro y que tiene el mismo as­pecto visto por cualquier observador .desde cualquier punto. Sin em­bargo, es difícil para el ser humano vencer la tentación de dar una vi­sión antropocéntrica a los hechos que tienen relación con él y, por
supuesto, al universo.
Cabe, por tanto, hacerse la pregunta de por qué el universo es como es y ha evolucionado de tal modo que ha hecho posible la aparición del ser humano. ¿Tiene el universo una finalidad o ha resultado así por puro azar? ¿Ha evolucionado el universo del mismo modo en todas sus regiones? ¿Hay un único universo o varios universos? ¿Hay vida en otros mundos? ¿La Tierra constituye un caso especial? Son cuestiones que hoy no tienen una respuesta, pero admiten explicaciones muy di­versas, algunas de las cuales escapan al dominio de la ciencia.
Lo que sí constituye un hecho incuestionable es que el universo en que existimos tiene unas características muy concretas que, si hubie­ran cambiado lo más mínimo, no habrían hecho posible la vida. A este hecho se le llama principio antrópico débil. A juicio de algunos científicos, son tan pocas las probabilidades que hay de que si sólo existe un universo, tenga estas características, que han llegado a de­fender la existencia de múltiples universos para que al menos alguno de ellos tenga estas condiciones. Sin embargo, esta hipótesis no pue­de considerarse científica al no ser verificable ni falsable parla obser-
vación.
De manera más radical, el principio antrópico fuerte defiende la existencia de una verdadera finalidad: el universo, desde el principio, estaba orientado para que en él pudiera aparecer la vida humana. Sin duda, este planteamiento escapa igualmente a la ciencia y queda den­tro de la perspectiva filosófica o teológica. Desde la filosofía, dejando aparte las opciones que han buscado explicación para el orden del uni­verso apelando a una razón o lagos universal, se puede decir al menos que con la aparición del ser humano, el universo adquiere auto­conciencia. Sin el ser humano, el universo no sería conocido, no esta­ría realmente realizado, le faltaría sentido. Una realidad no conocida es poco menos que inexistente. Desde la teología, se hace necesaria la intervención de un Dios para comprender el origen y el sentido del
universo.
Así pues, la ciencia, a lo largo de su historia, ha conseguido explicar muchos de los fenómenos naturales que constituyen el entorno del ser humano y condicionan su vida. Sin embargo, también ha abierto nue­vas dimensiones de la realidad que sugieren nuevas preguntas y le plantean nuevos retos. Se hace necesario un saber que no se reduzca a la explicación científica, causal y, a veces, incompleta y parcial por su estricta dependencia de los hechos observables.

Entradas relacionadas:

Etiquetas:
la tierra no es el centro del universo pero tampoco lo es el sol el universo es puro azar? Ernest Rutherford El ser humano ha venido aceptando que no ocupa un lugar privilegiado en el universo. La tierra no es el centro del universo, pero tampoco lo es el sol. porque ocupa la tierra es un lugar privilegiado en el universo el universo estaba orientada para que pudiera aparecer la vida humana porque el ser humano ha venido aceptando que no ocupa un lugar privilegiado en el universo el ser humano ha venido aceptando... las falacias de la quimica ¿tiene el universo una finalidad o ha resultado el universo desde el principio estaba orientado para que en el pudiera aparecer la vida humana tiene una finalidad o ha resultado asi por azar en cuanto a un rango filosofico Sin el ser humano, el universo no sería conocido, no estaría realmente realizado, le faltaría sentido. lo que constituye un hecho incuestionable es que el universo en que existimos tiene unas caracteristicas muy concretas que si hubieran cambiado lo mas minimo, no habrian hecho posible la vida postulados de einstein lo que constituye un hecho incuestionable es que el universo en que existimos tiene unas caracteristicas muy concretas esta el cosmos regido por la finalidad o por el azar esta regido el cosmos por la finalidad o por el azar quien formulo la teoria antropocentrica el término mundo es ambiguo y podría significar tanto una realidad no conocida es poco menos que inexistente ¿esta el cosmos regido por la finalidad o por el azar? filosofia falacias por argumentos ambiguos preguntas tecno el ser humano ha benido aceptando que no tiene un lugar especial en la tierra el universo tiene finalidad a resultado asi por puro azar tiene el universo una finalidad o ha resultado así por azar el ser humano ha venido aceptando que no ocupa un lugar "la tierra no es el centro del universo pero tampoco lo es el sol." El ser humano ha venido aceptando aportes a la fisica de herner heisenberg