Texto 9: Ley de 21 de Julio de 1876

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Historia

Escrito el en español con un tamaño de 11,79 KB

Tema 12.6 La Regencia de Mª Cristina de Habsburgo y el turno de partidos. La oposición al sistema. Regionalismo y Nacionalismo.La regencia de Mª Cristina de Habsburgo (1885-1902) y el turno de partidos.
En 1885 el sistema constitucional experimentaba una clara adulteración. El rey Alfonso XII enfermó cuando el sistema canovista aún no estaba consolidado, haciendo temer por su continuidad. Carlistas y republicanos vieron en la posible muerte del monarca una nueva oportunidad para impulsar sus reclamaciones. Cánovas y Sagasta reaccionaron llegando a acuerdos en el llamado Pacto de El Pardo (Noviembre de 1885). Ambos se comprometían a respetar rigurosamente el turno de partidos y a conservar las medidas legislativas aprobadas por los respectivos gobiernos, como garantía de estabilidad política. Tras la prematura muerte de Alfonso XII en 1886, Cánovas dimitíó y su esposa Mª Cristina de Habsburgo asumíó la regencia (1885-1902), nombrando a Sagasta presidente del Consejo, continuando con el sistema de alternancia pacífica en el reparto del poder, el turnismo. La muerte de Cánovas (1897) y de Sagasta (1903), no afectó al funcionamiento del sistema: el caciquismo garantizaba la victoria electoral manipulando en su caso las elecciones; el encasillado se encargaba del reparto de cargos entre el partido del gobierno y el de la oposición. Durante el Parlamento Largo (1885-1890) el gobierno del partido liberal de Sagasta introdujo algunos derechos, como la libertad de imprenta, de cátedra y de asociación (Ley de Asociaciones, 1887), la Ley del Jurado (1888), el Código Civil (1889) o el sufragio general masculino (1890). Ante los problemas sociales y las reivindicaciones obreras, el ministro Moret creó la Comisión de Reformas Sociales, precedente del Instituto de Reformas Sociales (1903), que luego devendría en el Mº de Trabajo.La vuelta al poder de los conservadores al poder en 1890 supuso el retorno a una política económica proteccionista (ley de Aranceles, 1891), que satisfizo los intereses de los industriales catalanes y vascos y de la burguésía agrícola castellana. Sagasta y los liberales volvieron a gobernar desde Julio de 1892 a Marzo de 1895, protagonizando un proyecto de reforma de la administración de Cuba, que fracasó por la oposición de la oligarquía criolla, dando lugar a la guerra de Cuba. En Marzo de 1895 vuelve a gobernar Cánovas, que fue asesinado en 1897. Tal hecho aceleró el turno yfue Sagasta quien tuvo que afrontar las repercusiones del Desastre del 98.En 1902, al llegar a la mayoría de edad, Alfonso XIII, hijo de Alfonso XII, fue proclamado rey de España, dando fin a la regencia de Mª Cristina de Habsburgo.Desde el punto de vista económico, la Regencia estuvo marcada por la discusión entre el modelo proteccionista (conservadores y algunos liberales) y el librecambismo (algunos liberales, comandados por Moret). Finalmente vencieron los proteccionistas (arancel de 1891) para proteger los intereses de la industria catalana y vasca, la minería asturiana y los productos cerealistas castellanos.

La oposición al sistema

El régimen de la Restauración, basado en la alternancia de los dos grandes partidos, marginó a amplios sectores políticos y sociales. Varios grupos políticos, sociales e ideológicos se opusieron con escaso éxito hasta 1923 al régimen de la Restauración:-Los carlistas

Derrotados en la 3ª Guerra Carlista (1872-76), fuerza cada vez más residual que, finalmente, había decidido renunciar a las armas. Con fuerza en el País Vasco y Navarra, nunca consiguieron más del 3% en las elecciones en que se presentaron. -Los partidos republicanos. Con su base social en las clases medias urbanas, estos grupos defendieron lademocratización del régimen y diversas reformas sociales (sufragio universal, laicismo, fe en el progreso, desarrollo de la educación y la ciencia). Estuvieron bastante desorganizados, destacando los republicanos moderados de Melquiades Álvarez y el Partido Radical Republicano, fundado en 1908 por Alejandro Lerroux, un político populista y demagogo que en sus primeros años en la carrera política destacó por su anticlericalismo. -El movimiento obrero: anarquistas y socialistas

Tras el nacimiento de la sección española de la AIT duranteel sexenio gracias a la labor del anarquista
Fanelli y el marxista Lafargue, tras el golpe de Pavía en 1874 los "internacionalistas" y el movimiento obrero fueron reprimidos. Al igual que en toda Europa, la ruptura entre Marx y Bakunin en el Congreso de La Haya en 1872 propició la escisión de las fuerzas obreras: o Anarquistas: grupo mayoritario en España. Tras la ley de Asociaciones de 1887, del gobierno liberal de Sagasta, se lanzaron a una intensa actividad organizativa y de luchas sociales. En 1881 nacíó la Federación de Trabajadores de la Regíón Española. En la que destacó Anselmo Lorenzo, uno de los principales líderes de los inicios del movimiento anarquista. A partir de 1901 diversos grupos se organizaron en torno a la publicación “Solidaridad Obrera”. Finalmente en el Congreso en Barcelona (1910), nacíó la Confederación Nacional del Trabajo, la CNT, el mayor sindicato español con gran fuerza entre los obreros agrícolas andaluces y losobreros Industriales catalanes.Los anarquistas defendieron una ideología colectivista, libertaria, apolítica, anticlerical y revolucionaria.Socialistas: minoritarios en nuestro país. Todavía de forma clandestina, en 1879 nacíó en Madridel Partido Socialista Obrero España, PSOE, con Pablo Iglesias como principal figura. En 1888, el PSOE celebró su primer congreso y se fundó la Uníón General de Trabajadores, la UGT, sindicato socialista. Opuestos a los anarquistas, los socialistas mantuvieron una ideología colectivista, anticlerical y antiburguesa, pero más moderada que la de la otra gran corriente del movimiento obrero español. Partidarios de la lucha política, Pablo Iglesias fue elegido diputado en 1910. -La oposición intelectual. Pensadores, profesores universitarios, novelistas contrarios a un sistema que impedíala modernización del país y la aproximación a la Europa avanzada.

El regionalismo y nacionalismo en Cataluña y el País Vasco


A fines del Siglo XIX, nacen en Cataluña y País Vasco movimientos que cuestionan la existencia de una única nacíón española en España y que surgen como respuesta al proceso de centralización política y de uniformidad cultural impulsado por la Ilustración. El punto de partida de los argumentos nacionalistas consiste en afirmar que Cataluña y el País Vasco son naciones, y que, por lo tanto, tienen derecho al autogobierno. Esta afirmación la basan en la existencia de unas realidades diferenciales: lengua, derechos históricos (fueros), cultura y costumbres propias. Estos movimientos tendrán planteamientos más o menos radicales: desde el autonomismo al independentismo separatista.Durante el Siglo XIX, el siglo del nacionalismo en toda Europa, el sentimiento nacionalista se reavivó entre una burguésía que estaba protagonizando la revolución industrial. El regionalismo y el nacionalismo catalán se fue construyendo en varias etapas:-En la década de 1830, en pleno período ROMántico, se inicia la Renaixença, movimiento intelectual, literario y apolítico, basado en la recuperación de la lengua catalana. -En 1882, Valentí Almirall creó el Centre Catalá, organización política que reivindicaba la autonomía y denuncia el caciquismo de la España de la Restauración. -Enric Prat de la Riba fundó la Uníó Catalanista (1891) de ideología conservadora y católica. Al año siguiente, esta organización aprueba las denominadas Bases de Manresa, programa en el que se reclama el autogobierno y una división de competencias entre el estado español y la autonomía catalana. Fuertemente nacionalista, la Uníó Catalanista no tuvo planteamientos separatistas. -En 1901 nace la Lliga Regionalista con Francesc Cambó con principal dirigente y Prat de la Riba como ideólogo. Es un partido conservador, católico y burgués con dos objetivos principales: o Autonomía política para Cataluña dentro de España. La Lliga nace alejada de cualquier independentismo. Cambó llegó a participar en el gobierno de Madrid, pese a no conseguir ninguna reforma ante el cerrado centralismo de los gobiernos de la Restauración. O Defensa de los intereses económicos de los industriales catalanes. Defensa de una política comercial proteccionista. El nacionalismo catalán se extendíó esencialmente entre la burguésía y el campesinado. Mientras tanto, la clase obrera abrazó mayoritariamente el anarquismo.

El nacionalismo vasco

A lo largo del Siglo XIX, las sucesivas Guerras Carlistas no supusieron sino derrotas para el Pueblo Vasco, tras las cuales se fueron eliminando paulatinamente los Fueros, en un complicado proceso que, iniciado por la Ley de 25 de Octubre de 1839 de Reforma de los Fueros Vascos, culminó con la Ley de 21 de Julio de 1876, que supuso la definitiva liquidación del ordenamiento foral.La defensa de los fueros vascos quedó ligada a la causa carlista durante el Siglo XIX. Las sucesivas derrotas de los absolutistas llevaron a la abolición de los fueros en 1876. La burguésía vizcaína, enriquecida por la naciente revolución industrial, fue el terreno social en el que nacíó el nacionalismo vasco.
El Partido Nacionalista Vasco, PNV, (Euzko Alderdi Jeltzalea, EAJ) fue fundado por Sabino Arana Goiri en 1895. Este hombre, nacido en el seno de una familia carlista y ultracatólica, formuló los fundamentos ideológicos del nacionalismo vasco:
-Independencia de Euskadi y creación de un estado vasco independiente en el que se incluirían siete territorios, cuatro españoles (Vizcaya, Guipúzcoa, Álava, Navarra) y tres franceses (Lapurdi, Benafarroa y Zuberoa) -Radicalismo antiespañol -Exaltación de la etnia vasca y búsqueda del mantenimiento de la pureza racial

Esta actitud racista implicaba la oposición matrimonio vascos y maketos (habitantes del País Vasco procedentes de otras zonas de España), rechazo y desprecio ante estos inmigrantes, en su mayoría obreros industriales.-Integrismo religioso católico: Arana afirmó “Euskadi se establecerá sobre una completa e incondicional subordinación de lo político a lo religioso, del Estado a la Iglesia”. El lema del PNV será “Dios y Leyes Viejas” Este aspecto es un claro elemento de continuidad con el carlismo. -Promoción del idioma y de las tradiciones culturales vascas. Euskaldunización de la sociedad vasca y rechazo de la influencia cultural española, calificada de extranjera y perniciosa. -Idealización y apología de un mítico mundo rural vasco, contrapuesto a la sociedad industrial "españolizada". -Conservadurismo ideológico, tanto en el terreno social como en el político, que lleva al enfrentamiento con el PSOE, principal organización obrera en Vizcaya. -Denuncia del carácter españolista del carlismo. La influencia social y geográfica del nacionalismo vasco fue desigual:-Se extendíó sobre todo entre la pequeña y media burguésía, y en el mundo rural. La gran burguésía industrial y financiera se distanció del nacionalismo, y el proletariado, procedente en su mayor parte de otras regiones españolas, abrazó mayoritariamente el socialismo. -Se extendíó en Vizcaya y Guipúzcoa. Su influencia en Álava y Navarra fue mucho menor. El nacionalismo o regionalismo gallego y valenciano, finalmente, fueron fenómenos muy minoritarios.

Entradas relacionadas: