Teoría doctrina el hombre como imagen de Dios de San Agustín

Enviado por Chuletator online y clasificado en Filosofía y ética

Escrito el en español con un tamaño de 9,94 KB

 




A) Relación del texto con la obra, otras obras, o el pensamiento del Autor

San Agustín es uno de los principales Padres de la Iglesia que realiza Una formulación completa del pensamiento cristiano, que será la Base para el pensamiento medieval. No es propiamente un filósofo, Puesto que no se dedica a la reflexión filosófica racional, y Ninguna de sus obras es exclusivamente filosófica, pero sus Pensamientos se transmiten a través de las diversas polémicas Teológicas en las que interviene en defensa de la doctrina Cristiana, frente a las interpretaciones consideradas como heréticas (maniqueísmo, donatismo, pelagianismo,...) Es en esta tarea donde se Acuñan los conceptos filosóficos por medio de los cuales se Transmite su pensamiento.

Entre Su extensa obra, podemos destacar las siguientes:
Contra Académicos
, Sobre La vida beata, Sobre La inmortalidad del alma, Soliloquios, Sobre El libre albedrío, Sobre El Génesis contra los maniqueos, Sobre El Maestro, Sobre La verdadera religión, Disputa Contra Fortunato, Sobre El Génesis al pie de la letra, Y sus grandes tratados:
Confesiones
, Sobre La Trinidad, Retractaciones Y la obra a la que pertenece el texto objeto de nuestro comentario, La Ciudad de Dios
.

En La Ciudad de Dios Se plantea un enfrentamiento entre paganismo y cristianismo, entre Dos ciudades: la de Dios, en la que habitan los hombres que aman a Dios, y la ciudad terrena, en la que viven los hombres que se aman a Sí mismos o a los bienes materiales por encima de Dios. Es una obra Madurada a lo largo de trece años (413 426) y es uno de los Libros que más Influjo ha tenido en el pensamiento medieval. El Mundo romano estaba impresionado por el fracaso. Ellos que confiaban En la fuerza y el poder se han visto arrasados por unos pueblos Bárbaros e incultos. Este acontecimiento lleva a Agustín a Emprender una interpretación de la Historia, quiere encontrar un Sentido a la Historia, cuya culminación es Dios. No hace solamente Filosofía de la historia, sino teología de la historia; en San Agustín no pueden separarse las dos realidades, por eso no se puede Discutir si su sentido es político o religioso, pues para él, la fe Y la razón, la política y la religión son realidades Intrínsecamente unidas.

La Obra consta de 22 libros y se divide en dos partes: del libro I al X Y del XI al XXII. En la primera parte, rechaza las acusaciones de los Paganos contra la Iglesia, y, al mismo tiempo, ataca al paganismo por Su incapacidad para asegurar la prosperidad y la felicidad de los Hombres y, sobre todo, para preparar la vida futura. Es interesante El libro VIII, en el que pasa revista a las opiniones de las Distintas escuelas filosóficas griegas y latinas. En la segunda Parte (los doce últimos libros) exponen de manera positiva la Concepción cristiana de la Historia (desde el Génesis al Apocalipsis), efectúa la confrontación entre los dos reinos, su Origen, su desarrollo y su fin. Todo termina con el juicio final en El que se realiza la separación de los dos reinos que habían Existido mezclados durante siglos: es el triunfo del bien sobre el Mal, del reino de Dios sobre el reino de Satánás.

El Texto que comentamos se halla en el libro XI, capítulo 26, es decir, Al comienzo de la segunda parte de la obra o parte constructiva y Expositiva. En él encontramos varios temas de la filosofía Agustiniana, relacionados con el problema principal que se plantea en El texto: Dios ha creado todas las cosas y ha dejado en ellas la Impronta de su bondad, pero, de manera especial, esa impronta, esa Imagen de Dios, se encuentra en el alma del hombre y, por eso, el Hombre habrá de buscar a Dios dentro de su alma, interiormente, y no En las cosas sensibles.

B) Situación del autor en la historia de la filosofía

El Cristianismo no es un movimiento filosófico, sino una religión Revelada, que es ofrecida por Cristo al mundo como un camino de Salvación, redención y amor; y que aporta conceptos muy novedosos Respecto a la filosofía griega, aunque toma elementos de la Filosofía de la época, el neoplatonismo.

– Doctrina De la creación: sólo un Dios omnipotente puede crear y los demás Son seres contingentes, pueden o no existir. Esta idea es opuesta a La afirmación de la filosofía griega de que de la nada no puede Surgir nada.

– Doctrina De la encarnación: Dios se hace hombre para salvar a la humanidad, Él mismo decide y acepta su propio sacrificio. Este hecho Constituirá el centro de la historia, que se inicia con la creación. El cristianismo introduce una concepción lineal del tiempo y de la Historia, frente a la concepción cíclica de la realidad.

– Doctrina Sobre el hombre: el hombre es un ser compuesto de cuerpo y alma, como En la concepción platónica, pero el alma es creada por Dios a su Imagen y semejanza, es inmortal y se admite la resurrección de los Cuerpos.

Dentro De la filosofía cristiana se pueden distinguir varias etapas, la Primera, en la que nos encontramos, es la Patrística (siglos I a IV). En ella se sistematiza el dogma y se comienza una armonización Entre la fe cristiana y la filosofía. Dentro de la Patrística Podemos diferenciar entre los Padres apologistas y los Padres de la Iglesia. Los primeros se esforzaron en defender a la religión frente A sus enemigos, que acusaban a los cristianos de irracionales. Unos, Como San Justino, intentaron demostrar la falsedad de esta afirmación Tratando de conciliar la filosofía antigua con la nueva fe. Mientras Que otros, como Tertuliano, se refugiaron en la pureza de la fe, Despreciando la filosofía.

Los Padres de la Iglesia fueron los que realizaron una exposición Doctrinal y sistemática de la fe cristiana basándose en la Filosofía antigua. El más grande de los Padres latinos tanto Teológica como filosóficamente, y con quien culmina la Patrística, Es San Agustín.

Podemos Afirmar que S. Agustín es el principal Padre de la Iglesia latina, Cuya influencia fue decisiva durante la Edad Media, influencia que, En el seno de las Iglesias cristianas, llega hasta el presente. La Síntesis cristiano-platónica que elaboró fue la base de la Reflexión filosófica y teológica de la Edad Media hasta el siglo XII. Los representantes del agustinismo medieval fueron Alejandro de Sales, San Buenaventura y Duns Scoto. Entre las doctrinas Agustinianas que pervivieron encontramos: el voluntarismo, La primacía de la voluntad sobre el entendimiento; la preeminencia De la fe Respecto de la razón; el iluminismo, O doctrina de la iluminación interior del alma al conocer, que se Opuso a la teoría aristotélica de la abstracción defendida por Sto. Tomás; la doctrina política de las dos Ciudades, La supremacía de la Iglesia sobre el Estado; y la linealidad del Tiempo histórico.

En El Siglo XII irrumpe con fuerza Santo Tomás de Aquino, cuya síntesis Cristiano-aristotélica compartirá protagonismo con el agustinismo Hasta el final de la Edad Media. El Renacimiento significará ya el Comienzo de la secularización de la filosofía, que culminará en la Ilustración. Sin embargo, el pensamiento de San Agustín permanecerá Como un elemento irrenunciable y perdurable del pensamiento cristiano Y la cultura occidental.


A) Texto 2:ahora bien cuanto se ama el conocer

El Texto que comentamos se halla en el libro XI, capítulo 27, es decir, Al comienzo de la segunda parte de la obra o parte constructiva y Expositiva. En él encontramos varios temas de la filosofía Agustiniana, relacionados con el problema principal que se plantea en El texto: el amor al conocimiento, exclusivo del ser humano, que le Permite llegar a una uníón espiritual y amorosa con Dios.







Entradas relacionadas: