Residencias para personas con discapacidad privadas

Enviado por Chuletator online y clasificado en Ciencias sociales

Escrito el en español con un tamaño de 5,89 KB

 

Unidades d convivencia:


 la familia es la unidad de convivencia fundamental, no todas las personas pueden vivir en el seno de una familia por distintas circunstancias: no pueden prestarle la atención que necesitan, porque carecen de ella, porque es necesaria la separación del núcleo familiar o simplemente porque prefieren otras modalidades de convivencia alternativas a la familiar. Y para dar respuesta a estas necesidades los Servicios
Sociales las valoran y ponen a disposición de la población recursos de unidades de convivencia. En nuestro caso considerar su Ley de Servicios Sociales: Ley 11/2003, de 27 de Marzo, de Servicios Sociales de la Comunidad de Madrid.

Los centros residenciales o residencias, de carácter más bien permanente, tienen como objetivo ejercer de hogar sustitutorio para personas que no pueden ser asistidas en su entorno familiar o no pueden vivir de forma independiente. En ellas se pueden distinguir cuatro grupos de servicios, según tamaño del centro o su especificidad.

R.Personas mayores:


En ellas se presta una atención integral con la intención de potenciar o mantener su autonomía personal o evitar su deterioro y, en caso de que este se produzca, atenderles con las máximas garantías. Tradicionalmente se dividen en dos tipos:*Para personas válidas, es decir, con suficiente autonomía personal para desarrollar sus actividades diarias sin necesidad de atención permanente.*Para personas asistidas, que debido a su incapacidad permanente, necesitan de asistencia continuada para la mayoría de sus actividades. Actualmente la mayoría suelen ser mixtas, pues los usuarios pueden ingresar como válidos y dejar de serlo con el paso del tiempo. Por otro lado, y debido a que el envejecimiento de la población es cada vez más acentuado en nuestro país, la demanda sigue siendo superior a la oferta.

R.Personas discapacidad:


Destinadas, de manera temporal o permanente, a personas menores de 65 años con distintos niveles de discapacidad.
En función del grado de autonomía de los usuarios y su situación personal distinguimos:*Residencias para personas gravemente afectadas, donde se atiende de manera integral a personas con importante discapacidad física, psíquica o sensorial que no pueden ser atendidas en su unidad de convivencia y necesitan ayuda generalizada de otras personas para su vida diaria.*Residencias para personas con trastornos graves y continuados de conducta, destinadas a discapacitados intelectuales o TEA con graves trastornos de conducta.*Residencias para personas adultas, son recursos temporales o permanentes para personas con discapacidad que gozan de cierta autonomía personal pero con problemas para su integración familiar y social.

Casas Hogar:


Son centros de alojamiento y convivencia destinados a personas adultas con problemas graves y crónicos de salud mental y baja autonomía personal resultante de la enfermedad. Suelen tener necesidades de atención continuada que sus familias no pueden prestarles, por eso cumplen una función sustitutoria, de manera temporal o permanente, del hogar familiar. Son centros pequeños en régimen residencial abierto y flexible y con un ambiente lo más familiar y normalizado posible, con participación activa en muchos casos en tareas
domésticas y de funcionamiento diario.

R.Menores:


Prestan el servicio de acogimiento residencial a menores en situación de riesgo o desamparo y que han sido separados de su núcleo familiar. Además de ejercer la guarda del menor, el objetivo de estos centros es procurarle una adecuada socialización y que retorne a su familia de origen o bien se adopte una medida alternativa. Por otro lado existen recursos residenciales para menores con necesidades específicas:*Residencias de menores con discapacidad tutelados por la
administración, que precisan de una asistencia continuada y
adecuada a sus necesidades.*Servicios residenciales para menores drogodependientes, que tienen por objetivo la rehabilitación a través de terapias, actividades formativas y culturales y el apoyo familiar, todo ello en coordinación con otros recursos.

Centros internamiento menores infractores:


Son equipamientos especializados en la atención a menores sobre los que se ha decretado una resolución judicial de internamiento. En función de la gravedad de la infracción, la conducta o el tiempo de internamiento, cada persona está sometida a un régimen específico, que puede ser:*Régimen abierto, pues los menores pueden realizar sus actividades educativas y sociales fuera del centro. Las medidas que se desarrollan en este régimen son:- Libertad vigilada, requiere una intervención individualizada para su control o aplicación de recursos pedagógicos o socioeducativos. - Servicios a la comunidad, consistente en llevar a cabo una serie de actividades en beneficio de la comunidad.- Acogida familiar, o medida de protección consistente en la asunción de la guarda del menor por personas que no son sus padres o tutores.*Régimen semiabierto, es decir, su salida del centro está condicionada a su propia evolución. Requieren, por tanto, una
atención y vigilancia continuada.* Régimen cerrado, que acogen a menores que han cometido hechos tipificados como graves y precisan de medidas de control y vigilancia especiales.* Régimen terapéutico, donde ingresan a aquellos menores que por orden judicial precisan de un tratamiento especializado, ya sea por presentar trastornos psíquicos o adicciones.


Entradas relacionadas: