Palacio de la razón palladio

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Arte y Humanidades

Escrito el en español con un tamaño de 5,92 KB

 
Obra:La flagelación de Cristo
Autor:Piero di Benedetto dei Franceschi [Piero della Francesca] (h.1415-1492)
Fecha:Siglo XV
Estilo:Renacimiento
Técnica:Temple sobre tabla
.Piero Della Francesca fue un pintor del período central del Quattrocento y el primero en intentar aplicar de manera sistemáticala perspectiva geométrica a la pintura. Escribíó De prospectiva pingendi, donde aportó algunos avances a las ideas de Alberti.
La Flagelación de Cristo
es una pequeña tabla dividida en dos zonas asimétricas aunque unidas por una relación armónica que los griegos llamaron “razón áurea” o “razón divina”.
Trata este tema de la flagelación de Cristo de un modo poco convencional. Sitúa la escena de la flagelación en el lado izquierdo, al fondo de una galería abierta. Las baldosas del piso, así como la arquitectura en la que se desarrolla la escena nos muestra un extraordinario dominio de la perspectiva geométricade Brunelleschi y del escorzo. La representación de la derecha,tres personas hablando en un jardín soleado, se desarrolla al aire libre.En ambas escenas vemos como el Renacimiento consigue unaíntima concordancia entre arquitectura y hombre, como ya lo había hecho antes el clasicismo. El uso de la luz, una luz alta, diáfana, clara, de horas centrales del día,sin contrastes excesivos, hace que sus obras sean fácilmente reconocibles.
Busca en sus pinturas la impersonalidad, es decir, sus figuras humanas no debe manifestar sus sentimientos personales, para poder elevarse sobre el plano temporal. Lo mismo debe hacer el pintor, que debe hacer un esfuerzo para no manifestar los cambios de ánimo que pueda tener. Así consigue unas figuras redondas, corpulentas (en la línea de Masaccio), a las que rodea de una suave atmósfera luminosa. Tomó el gusto por los colores delicados. A las influencias que recibe añadió un innato sentido del orden y la claridad.Con estas premisas, sus figuras parecen estáticas, como congeladas, ausentes de aquello en lo que están inmersas, lo que da como resultado unas figuras un poco frías, inexpresivas.La iconografía nos presenta a Jesús atado a una columna clásica, rematada con la estatua del emperador, siendo azotado por dos sayones. De espaldas, hay un asistente a la escena con un turbante turco. Sentado, y con sombrero bizantino, Pilatos preside la escena. Esta presencia no está justificada por ningún relato del evangelio. En la parte derecha, tres personajes parece que hablan entre sí. La de la izquierda va vestida con un traje griego.
Parece que están ajenas a la escena que ocurre a la izquierda.. Pero, ¿quién son las tres figuras colocadas en primer plano y de qué hablan entre ellos tan atentamente mientras Cristo está siendo flagelado?
Es un tema muy discutido, con diversas interpretaciones. Para unos sería una justificación de Federico de Montefeltro de que él no tuvo nada que ver en la muerte de su hermanastro mayor, Oddantonio, de la que había sido acusado. Este negó cualquier parte en el hecho. Federico pagó la pintura para demostrar su inocencia revelando la identidad de los verdaderos asesinos, que están de pie junto a su hermano.Otra teoría hace alusión al intento de uníón de las iglesias cristianas de Oriente u Occidente. En 1439 Juan VIII Paléólogo, emperador bizantino, visitó al Papa para buscar protección frente a la amenaza de los turcos otomanos y aceptó la uníón de las iglesias griega y romana, lo que se ratificó en Florencia en 1439. Pero dicha uníón fracasó y el cuadro podría referirse a este rechazo griego. Pilatos, sentado en su trono, lleva el sombrero de los emperadores bizantinos y una de las tres figuras del primer plano está vestida con el traje griego. Su discusión parece mucho más importante para ellos que el acontecimiento que ocurre en el fondo, mientras la figura que nos da la espalda lleva un turbante turco. Simbolizaría “la flagelación” de Constantinopla mientras los griegos discutían entre ellos y el emperador miraba para otro lado.Una interpretación más reciente alude a la caída de Constantinopla en manos turcas en 1453 y las inútiles tentativas en la reconciliación entre la iglesia
Oriental y Occidental.Según otra interpretación, las tres figuras representan lastribulaciones de la Iglesia que tratan de resolver el asunto. Ludovico Borgo, catedrático y experto en el Renacimiento italiano, ofrece una explicación más sencilla al unir las dos escenas. Mientras ocurre la flagelación, se identifica a las tres figuras como los miembros del Sanedrín que condenó a Jesús y que no entraron en el palacio de Pilatos según relata san Juan.

Entradas relacionadas: