Neopopularismo y poesía pura

Enviado por Chuletator online y clasificado en Español

Escrito el en español con un tamaño de 13,24 KB

 

GENERACIÓN DEL 27

CONTEXTO SOCIOCULTURAL Y POLÍTICO

            Durante la segunda década del Siglo XX España vive una Situación de crisis económica y cultural, además de una inestabilidad política En la que se sucedieron la Dictadura de Primo de Rivera y la proclamación de la Segunda República, que, a su vez, terminó con la sublevación militar de 1936, Sumiendo al país en una Guerra Civil hasta 1939. Sin embargo, en esta época España vive uno de los momentos más fecundos en ámbitos artísticos muy Diversos. En este sentido, la Segunda República promovíó una serie de Iniciativas para desarrollar la cultura, apoyándose especialmente en los Principios de la Institución Libre de Enseñanza, como la creación de las Misiones Pedagógicas, organización formada por estudiantes e intelectuales, con La intención de llevar la cultura a las zonas rurales. Dependiente de las Misiones Pedagógicas, se creó una compañía se teatro universitario, “La Barraca”, cuyo director e impulsor fue Federico García Lorca, que representaba Obras del teatro clásico español en zonas con poca actividad cultural y que Complementaba el Teatro del pueblo, que dirigía Alejandro Casona.

LA GENERACIÓN DEL 27: RASGOS GENERACIONALES, CarácterÍSTICAS LITERARIAS,

ETAPAS Y NÓMINA

            Se conoce con el nombre de “Generación del 27” a Un grupo de creadores que se escalonan desde Salinas, nacido en 1891, a Altolaguirre, en 1905, unidos por lazos de amistad y por inquietudes estéticas Comunes. El nombre proviene del acto conmemorativo del tercer centenario de la Muerte de Góngora, que organiza en 1927 el Ateneo de Sevilla, donde se dieron Cita muchos de los escritores adscritos al grupo. En esta época se habla de una Edad de Plata de la literatura española, debido a la coincidencia Generacional de grandes escritores, la calidad de su poesía y la renovación Artística que supuso el conjunto de su obra.

RASGOS GENERACIONALES

Aunque algunos críticos Consideran que no es una generación, comparten las siguientes Carácterísticas:
No difieren en edad;
Tienen una formación universitaria, Excepto Alberti; son  punto de Encuentro para todos ellos la Residencia de Estudiantes, con sus Tertulias y actividades culturales, el Centro de Estudios Históricos y Los cafés madrileños; participan en actos colectivos y celebraciones, Como la celebración del tercer centenario de la muerte de Góngora; Gerardo Diego elabora la antología titulada Poesía española contemporánea en La que aparecen los nombres fundamentales del 27; colaboran en las mismas revistas, Como la Revista de Occidente, que publicó varios libros importantes del Grupo, La Gaceta Literaria, Litoral (fundada por Altolaguirre y Prados), Verso y Prosa, Cruz y Raya (dirigida por Bergamín), Caballo Verde para la Poesía (dirigida por Neruda)...; por último, reconocen el magisterio De Juan Ramón Jiménez, como defensor de la poesía pura, acorde con el nuevo Arte establecido en La deshumanización del arte, de Ortega y Gasset, y de Ramón Gómez de la Serna.

CarácterÍSTICAS LITERARIAS

            En cuanto a los rasgos propiamente literarios, Destaca su rechazo artístico a lo establecido y la búsqueda de nuevos Contenidos y nuevas formas estilísticas, especialmente los valores Expresivos de la metáfora, llegando a la imagen visionaria propia del Surrealismo.
Son influidos por las vanguardias (Futurismo, creacionismo): Imagen o Manual de espumas, de Gerardo Diego. El Surrealismo Influirá en la poesía de Vicente Aleixandre (La destrucción o el amor
) y En algunas obras de Alberti (Sobre los ángeles), de Lorca (Poeta en Nueva York) o Cernuda (Los placeres prohibidos). Pero, al mismo Tiempo, asimilan la tradición literaria culta de la poesía del Siglo de Oro y el cultivo del soneto (Versos humanos, de Gerardo Diego; Sonetos Del amor oscuro, de García Lorca) y la popular del romancero y la Canción popular. Además, Dámaso Alonso y Pedro Salinas dedican estudios a Góngora y Jorge Manrique, respectivamente; muchos de los títulos de sus obras Proceden de la tradición literaria española, como La voz a ti debida, de Salinas (égloga III de Garcilaso) o Donde habite el olvido, de Cernuda (rima LXVI de Bécquer).

Estos poetas tratan los Grandes temas de la tradición literaria: el amor como fuente de Dolor y como plenitud del ser humano (Salinas, Aleixandre), la muerte (García Lorca), el paraíso perdido (Alberti), el choque entre deseo y Realidad (Cernuda), el tema existencial (Dámaso Alonso), la creación Poética, la ciudad como símbolo de modernidad y de sociedad Alienante, la libertad.
..

            Respecto a la métrica, utilizarán desde la clásica O tradicional hasta el verso libre o el poema en prosa, siempre con afán de Explorar todas las posibilidades de la lengua literaria.

            Los géneros más cultivados por la generación son La poesía y el ensayo, aunque también se renovó el teatro, con autores como Alejandro Casona (La dama del alba), Alberti y Lorca. En 1927 García Lorca estrena Mariana Pineda en verso, a la que siguieron tres farsas en Prosa; en su etapa neoyorquina y surrealista escribe Así que pasen cinco Años yEl público, pero el teatro de Lorca que triunfa se Corresponde con sus tragedias rurales Yerma, Bodas de sangre y La Casa de Bernarda Alba. En ellas Lorca pinta personajes desgarrados por hondas pasiones que los llevan al Desenlace trágico y trata el tema fundamental del conflicto entre opresión y Libertad. El primer estreno de Rafael Alberti fue El hombre deshabitado de Atmósfera surrealista. En la época del exilio destaca, entre otras, Noche de Guerra en el Museo del Prado.

ETAPAS

Aunque cada autor presenta un Estilo propio, durante la Dictadura de Primo de Rivera y la Segunda República, Se aprecia una evolución conjunta en la que se diferencian dos etapas.

Las primeras obras, Publicadas entre 1922 y 1928, combinan el neopopularismo, la poesía pura y el creacionismo.
El primero encarna el primitivismo propio de las vanguardias, pero con una Poesía popular actualizada que se inspira en los poetas anónimos del Romancero Viejo y del Cancionero. Sus principales títulos son el Romancero gitano y Poema del cante jondo, de Lorca, donde trata el tema del destino trágico De unos seres al margen de un mundo convencional. Estilísticamente, destacan Las metáforas y el sensualismo. Marinero en tierra, de Alberti, compuesto por canciones en Las que se mezclan los rasgos de inspiración popular (paralelismos, concisión, Condensación expresiva a través de la elipsis, sencillez léxica...) y la Expresión culta. En todas ellas expresa en poemas cortos y sugerentes la Nostalgia de un paraíso perdido lejos del mar. Alberti nunca abandonó el neopopularismo, pero tras su obra El alba del alhelí tanteó otras Corrientes del momento, el neogongorismo y el Surrealismo en obras como, por Ejemplo, Cal y canto. Habría que nombrar El romancero de la novia y Versos humanos como obras representativas de Gerardo Diego, de tono aún Becqueriano y de corte tradicional. Por otra parte, la poesía pura busca La realidad esencial e inmutable que se esconde tras las apariencias. Obras Representativas de esta tendencia son Seguro azar, Presagios o Fábula Y signo, de Pedro Salinas y Cántico (1928, con 75 poemas), de Jorge Guillén, obra cuyo tema es la afirmación jubilosa de la realidad y del hombre. Es un libro de poesía pura, Aunque después de sucesivas ampliaciones e incorporaciones de poemas (tres Publicaciones más, la última de 1950, con más de 300 composiciones), se observa En ellos una vena de sentimiento y humanidad: consigue un equilibrio entre Emoción e inteligencia. Sus décimas constituyen modelos de gran perfección. En definitiva, esta etapa se Caracteriza por la supresión del sentimentalismo, la búsqueda de la belleza, el Rigor en la construcción poética y una tendencia a la creación de poemas Breves.

            En la segunda etapa, que va desde 1929 hasta 1936, Los autores del 27 ya se han consolidado como escritores. Aunque Guillén y Salinas continúan en una línea cercana a la poesía pura (más matizada en Salinas, en su acercamiento al tema amoroso visto desde una perspectiva Intelectual: La voz a ti debida, Razón de amor), la mayor parte de ellos Buscan otras formas de expresión y muestran la influencia del Surrealismo.
De este movimiento toman numerosos elementos: la rebeldía, la defensa de la Imaginación, lo onírico o el interés por el subconsciente; pero no la escritura Automática. Más adelante, la recuperación del sentimiento (por ejemplo, En la poesía amorosa) y la aparición de temas políticos y sociales a partir de Los años 30 hace que se pueda hablar de una rehumanización de la Literatura. Algunos escritores hacen gala de su compromiso político con la República y no faltan incluso quienes se acercan a posiciones políticas Revolucionarias como es el caso de Alberti (El poeta en la calle) y de Miguel Hernández (Viento del pueblo). Además, en 1935, el chileno Pablo Neruda publica un manifiesto en su revista
Caballo Verde para la Poesía, En el que se defiende una poesía impura, de la que no esté ausente ninguna Faceta humana. También, el Surrealismo incide en el compromiso social, ya que Se presenta como un movimiento liberador que subvierte los valores sociales y Morales. La influencia del Surrealismo se evidencia en algunos libros como La Realidad y el deseo, de Cernuda; Sobre los ángeles, de Alberti; Poeta En Nueva York (con el tema de la oposición entre naturaleza y civilización, Tomando como símbolo Nueva York), Llanto por Ignacio Sánchez Mejías,

de Lorca; y La Destrucción o el amor y Espadas como labios, de Aleixandre, obras en Las que comparte el dolor del universo, pero también el goce de la vida, a la Que desea libre de inhibiciones. En lo estilístico, el Surrealismo constituyó El uso de imágenes irracionales y de asociaciones libres de palabras.

Tras la Guerra Civil (1936-1939)


se produce la dispersión: Federico García Lorca muere asesinado; algunos se exilian, y en sus obras Irrumpe el tema de España desde diferentes ópticas: la evocación Nostálgica y el exilio (Entre el clavel y la espada, Ora marítima, Retorno De lo vivo lejano, de Alberti) y la visión crítica o desdeñosa (Desolación De la quimera, de Luis Cernuda). Otros escritores permanecen en España (Gerardo Diego, que publica Alondra de verdad, Dámaso Alonso –es Imprescindible nombrar su obra Hijos de la ira, que da comienzo a la “poesía desarraigada”- y Vicente Aleixandre con Historia del corazón) y Desempeñaron un papel esencial como anclaje entre la Generación del 27 y la Poesía posterior. Los dos poemarios más importantes de posguerra son Clamor, De Guillén, y Desolación de la quimera, de Cernuda. También habría que Nombrar Todo más claro y otros poemas de Pedro Salinas y Homenaje y También Otros poemas de Guillén. Hay que recordar que La realidad y El deseo, de Cernuda acaba recogiendo todo su poemario.

AUTORES

La nómina de los autores del 27 es muy extensa, por lo que destacamos a Jorge Guillén, Rafael Alberti, Federico García Lorca, Pedro Salinas, Dámaso Alonso, Gerardo Diego, Luis Cernuda, Manuel Altolaguirre y Emilio Prados. Hay autores que también incluyen A Miguel Hernández en la lista, por sintetizar en su trayectoria poética la Influencia de la tradición literaria y la vanguardia y por el proceso de Rehumanización de su poesía. Dámaso Alonso lo calificó como “genial epígono” de La Generación del 27. También hay escritoras tan importantes como Rosa Chacel, la Filósofá María Zambrano y Carmen Conde, escritora murciana y la primera Académica de número de la Real Academia Española.


Entradas relacionadas: