Como influyen los reinos absolutistas en las colonias americanas

Enviado por Chuletator online y clasificado en Historia

Escrito el en español con un tamaño de 4,84 KB

 

10Detalla las fases del conflicto entre liberales y absolutistas durante el reinado de Fernando VII

La aceptación o no por parte de Fernando VII de la Constitución de 1812, así como del marco jurídico creado por las Cortes de Cádiz que pretendían transformar España en un estado liberal, vendrá a caracterizar a su reinado. Así, su rechazo en Mayo de 1814 abre su primera etapa, el Sexenio Absolutista (1814 – 1820). Esta acción se produce con el apoyo explícito del sector realista, expresado en el Manifiesto de los Persas; y dentro de un contexto internacional favorable una vez finalizadas las guerras napoleónicas, toda vez que las potencias vencedoras restauraban en el Congreso de Viena el viejo orden en toda Europa colocando a la Santa Alianza como garante del absolutismo.

La sucesión de pronunciamientos militares que reclamaban la vuelta al régimen constitucional muestra la inestabilidad de la monarquía fernandina; agravada además por una grave crisis económica tras seis años de guerra y el comienzo de la emancipación americana.

El 1 de Enero de 1820 tendrá lugar el pronunciamiento de Riego, golpe que da inicio al Trienio Liberal(1820 – 1823), breve etapa en la que se recuperaba la obra legislativa reformista y que llevó al rey a jurar la Constitución en Marzo de 1820.

Sin embargo, las reformas suscitaron la oposición del Rey, quien recurríó con frecuencia al derecho de veto que le otorgaba la Constitución; del campesinado, quien no veía recogida ninguna de sus aspiraciones; y de la nobleza y la Iglesia, quienes animaron las revueltas contra el gobierno a través de la constitución de partidas absolutistas. Además, en las colonias americanas se extendía el proceso emancipador.

Las dificultades fracturaron a los propios liberales, que se escindieron en un sector moderado(partidarios del equilibrio de poderes entre las Cortes y el Rey) y exaltados (para quienes lo esencial era el principio de la soberanía nacional)

La intervención de la Santa Alianza en Abril de 1823 a través de los Cien Mil Hijos de San Luisrepuso a Fernando VII como monarca absoluto. Suspendida la Constitución una vez más, así como la legislación del Trienio, en Octubre de 1823, se iniciaba la última etapa de este reinado, la Década Ominosa (1823 – 1833), durante la que se recuperaba la política absolutista.

Esta última etapa estuvo caracterizada inicialmente por la represión contra los liberales (las purificaciones), y la crisis económica. Precisamente, fue el problema económico quien animó a cierto reformismo dinástico, mal visto por los realistas, que, agrupados en torno a la figura de Carlos Mª Isidro (hermano del Rey, y ante la ausencia de descendencia directa, heredero al trono), promovieron levantamientos de partidas como Els Malcontents (Cataluña, 1827). El reinado se cerrará con el conflicto dinástico ocasionado tras el nacimiento de Isabel y la promulgación de la Pragmática Sanción a través de la que se derogaba la Ley Sálica, hecho que los partidarios de don Carlos se negaron a aceptar.


Entradas relacionadas: