filo

Enviado por Chuletator online y clasificado en Filosofía y ética

Escrito el en español con un tamaño de 8,26 KB


  • Política:

Para los griegos la vida asociada y comunitaria era a la vez una práctica antigua y un sentimiento. El individualismo no alcanzaba a cumplir todas las aspiraciones humanas. Aristóteles continúa la preocupación de su maestro por asuntos de la convivencia social y política y establece una serie de condiciones:

  • El ser humano es un ser sociable por naturaleza. Por eso, el hecho de “reunirse para vivir” es un bien en sí mismo, porque responde a una exigencia de la naturaleza humana.

  • La sociabilidad se funda en el sentido ético. Solo el ser humano tiene palabra con sentido (logos) mientras que los demás animales únicamente son sonidos para expresar el placer y el dolor, por ello la sociabilidad es una evidencia.

La sociabilidad tiene su raíz última en el sentido del bien y del mal que los seres humanos llevan en sí mismos, pero que solo podrán ejercer conviviendo en sociedad.

  • Fin de la comunidad política: la comunidad política debe buscar fines que favorezcan el bien común a partir del respeto al bien individual. Supone poner medios para que los ciudadanos vivan mejor y alcancen la “vida buena. Esto exige que se favorezca la educación para la vida intelectual y la práctica ética de acuerdo al sentido comunitario.

  • El objetivo de las leyes: respeto a las costumbres. Las leyes deben ser garantía del bien común, a partir de su función primera que consiste en mantener las costumbres tradicionales. La función de la ley debe ser impedir la trasgresión de las costumbres y no imponer nuevos preceptos que no se basen en costumbres.

  • Salvaguardar la justicia. La justicia es la virtud principal también en la esfera política y social. La excelencia de la acción política se mide por su capacidad para mantener la justicia en dos ámbitos:

-En las relaciones del Estado con los individuos: justicia distributiva. Su cometido es la distribución de bienes pero también de cargas y obligaciones. Su criterio es la proporcionalidad: lo justo es la proporción. Su aplicación corresponde a magistrados y legisladores.

- En las relaciones de los ciudadanos entre sí: justicia conmutativa. Su objetivo es corregir o reordenar las relaciones entre ciudadanos. Su criterio es la igualdad: lo justo es lo igual. Restablecerla donde se haya roto corresponde al juez.


Siguiendo a Platón, Aristóteles considera buen gobernante al que se preocupa del bien del Estado y de los ciudadanos. Nadie está legitimado para gobernar si antepone sus intereses particulares al bien común. A partir de este supuesto, las formas de gobierno pueden ser varias:

  • La monarquía. Que sería teóricamente la mejor si el rey, prudente y libre de pasiones desempeñase en el Estado el papel de padre en las familias. Pero el monarca generalmente se deja dominar por las pasiones individuales, de tal modo que la monarquía degenera en el peor de los regíMenes: la tiranía.

  • La democracia. Sería “el menos bueno de los gobiernos buenos y el menos malo de los peores”. Si todo el pueblo estuviese educado, la democracia sería el régimen preferible, pero esa no es la situación real de las ciudades. Sin educación, la democracia degenera en anarquía y en demagogia. Demagogo es el gobernante que seduce o convence mediante engaños y falsas razones.

  • La aristocracia. Aristóteles se inclina por el gobierno de unos pocos, que sean prudentes y con voluntad de someterse al control de la asamblea de ciudadanos. “La aristocracia consiste sobre todo en la repartición de los honores de acuerdo con la virtud”. Sería una especie de oligarquía democrática: gobierno de pocos, buenos y respetuosos.

La mejor forma de gobierno es la que tenga al frente un gobernante sabio, prudente y justo, ideal buscado también por Platón. Aristóteles insiste: solo un régimen de gobierno así podrá garantizar educación, bienestar, paz, estabilidad y seguridad. En este sentido,Aristóteles sigue siendo plenamente actual.




Entradas relacionadas: