La España del Siglo XVII la guerra de sucesión y el sistema de ultrecht

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Historia

Escrito el en español con un tamaño de 16,51 KB

 

TEMA 7.

Los Austrias del Siglo XVII, conocidos como los Austrias Menores, (Felipe III, Felipe IV, Carlos II) considerados como reyes débiles que dejaron el gobierno del estado a validos. Esta debilidad era responsable de la decadencia española del Siglo XVII. Europa vivíó una intensa decadencia que fue mucho más grave en España;
demográfica (descenso población por peste, guerra, expulsión de moriscos), económica (baja producción agrícola y de exportaciones laneras), fiscal (continuas bancarrotas por los gastos de guerra y aumento de impuestos), social (aumento de la nobleza y clero, empobrecimiento de los campesinos).  * Contrastando con la decadencia económica y política, el Siglo XVII es un período de auge cultural y artístico en España: la segunda parte del Siglo de Oro, la España del Barroco,  con Cervantes, Quevedo, Góngora, Lope de Vega, etc. Y grandes pintores como Velázquez, Ribera, etc. Algunos analistas denunciaron las causas de la decadencia de Castilla y propusieron remedios: los arbitristas.

1.- LOS AUSTRIAS MENORES


-Felipe III (1598-1621). El valido fue elDuque de Lerma que utilizó el cargo para su enriquecimiento personal.

Política interior

Expulsión de los moriscos (1609-1614).  La Corona y el pueblo miraban a los moriscos  con reticencia pues no se comportaban como cristianos. También se sospechaba que colaboraban con los piratas berberiscos y los turcos. Sin embargo, la causa principal debíó ser de motivo propagandístico para esconder el deshonor y desprestigio de aceptar la Tregua de los Doce Años.
Los moriscos vivían en localidades separadas y habían mantenido su lengua y costumbres. Eran básicamente campesinos que practicaban una agricultura especializada y de regadío, y que pagaban a sus señores feudales unos censos bastante más altos  que los de los campesinos cristianos viejos. Por estos motivos padecían la animadversión de las clases populares. En cambio, los moriscos castellanos, que habían sido diseminados, vivían en las ciudades, donde ejercían diversos oficios (carretero, arriero, pequeño artesano) y socialmente eran también


rechazados. Las consecuencias demográficas de esta expulsión fueron nefastas (una pérdida de 300.000 personas), y especialmente graves en Valencia y Aragón. La mayor parte de los moriscos se trasladaron al Magreb. 

Política exterior

Su valido o privado El Duque de Lerma mantuvo una  política pacifista. Destacamos la  Paz de Vervins, la Paz con Inglaterra (1604) y la  Tregua de los Doce Años con Holanda (1609-1621).

 
-Felipe IV (1621-1665).

Dejó el gobierno en manos de su validoel Conde-Duque de Olivares que intentó reformas económico-políticas pero su carácter autoritario y las guerras que tuvo que afrontar loimpidieron.  Desplegó un programa de gobierno con un doble objetivo: reforma de la Administración y la fiscalidad y despliegue de una política belicista que recuperara el prestigio de la monarquía hispánica. Era consciente de que este segundo objetivo no sería posible sin la consecución del primero.

Política interior:

La prioridad absoluta fue la mejora de la situación de la Hacienda. América y Castilla habían tocado fondo, debido a la disminución de la plata americana y a la situación de crisis económica de Castilla. Para Olivares, la única solución posible era aumentar la presión fiscal sobre los otros reinos hispánicos (la corona de Aragón y Portugal). Se propuso la uniformización política de España. El primer paso en este sentido, fue la Uníón de Armas: crear un ejército permanente de 140.000 hombres, aportados y mantenidos por todos los reinos de la monarquía. En 1626, Felipe IV y Olivares convocaron las Cortes de Valencia, Aragón y Cataluña con el objetivo de aprobar su participación en el proyecto. En los dos primeros reinos se opusieron a aportar soldados a la Uníón de Armas. En Cataluña la resistencia fue mayor. Se negaron a votar el subsidio inmediatamente y siguieron con su esquema tradicional. La ruptura del consenso marcó el inicio de la ruptura entre Cataluña y la monarquía hispánica.

En los años siguientes la situación se radicalizó. Desde 1626 Olivares introdujo tercios reales en Cataluña e Intentó establecer nuevos impuestos.


La Crisis de 1640


Se conjugaron una serie de factores que provocaron la caída de Olivares (1643) y pusieron en peligro al propio Imperio de Felipe IV: las causas fueron  las reformas de Olivares y las incesantes guerras exteriores. Destacamos:
REBELIÓN DE CATALUÑA (1640-1652).Cataluña estaba en plena línea del frente en la guerra contra Francia. El ejército español y la población sufría los abusos. Las quejas tuvieron el apoyo de la Generalitat, mientras que las autoridades reales cerraron los ojos ante los abusos de las tropas. El aumento de la tensión dio paso a un enfrentamiento abierto entre los campesinos y las clases populares contra los tercios y por otro lado contra las autoridades reales. Esta tensión derivó en la rebelión de los segadores que asesinaron al Virrey de Santa Coloma .La respuesta de Olivares fue contundente, enviando hombres  con el objetivo de ocupar el reino y abolir sus constituciones. Pero las autoridades catalanas adoptaron diversas medidas revolucionarias que rompíó las relaciones con la monarquía. Se inició así la Guerra de los Segadores, que duró hasta 1659.  Felipe IV convirtió la recuperación de Cataluña en el objetivo fundamental de su política y lo consiguió tras un acuerdo en 1652.
REBELIÓN E INDEPENDENCIA DE Portugal (1640-1668): Siguió los pasos de Cataluña. Portugal estaba siendo perjudicada por su pertenencia a Felipe IV y los holandeses aprovecharon su guerra contra este rey para capturar el Imperio Colonial Portugués. España era incapaz de defender estos territorios. En 1640 el Duque de Braganza, se proclamó rey como  Juan IV.

Política exterior

La Guerra de los 30 Años (1618-1648) estalló en Alemania como un conflicto político-religioso entre los protestantes del Norte y los católicos del sur liderados por los Habsburgo austríacos. España se vio pronto mezclada en este conflicto como principal defensora del Catolicismo y por la cercanía de los Países Bajos a la guerra. Reanudó la Guerra de Flandes en 1621. En 1643 el conde-duque de Olivares fue forzado a dimitir. La monarquía siguió una política conciliadora que pretendía restablecer la paz. En el Trat. De Westfalia (1648) se pone fin a la guerra de los 30 Años, ganan los protestantes, España reconoce la indep de las Provin.Unid de Holanda.


En 1635 estalló la guerra contra Francia que, aunque era católica, apoyó al bando protestante. El enfrentamiento contra tantos enemigos llevó a España al agotamiento. España pierde la hegemonía europea y el Rosellón-Cerdaña, Artois y varias plazas de Flandes.

La hija de Felipe IV se casa con Luis XIV.

Ambos tratados señalán el fin de la hegemonía hispánica en Europa y la consolidación de Francia como primera potencia en el continente.

-Carlos II (1665-1700)

 Durante la Regencia de Mariana de Austria como en el reinado de Carlos II no hubo un valido claro, Todo ello redundó en un debilitamiento del poder real y un reforzamiento del poder de la Alta Nobleza.

Carlos II, el último rey de la casa de Austria, era un personaje enfermizo y débil. El gobierno efectivo del país recayó primero en el jesuita Juan Everardo Nithard, confesor de la reina madre  y más tarde en Juan José de Austria, hijo natural de Felipe IV.

Política interior

Continuidad e inmovilismo, estancamiento administrativo y político.

Política exterior

España en decadencia debe mantenerse a la defensiva frente a las continuas agresiones de Luis XIV, rey de Francia,  sobre sus territorios: Paces de Aquisgrán (1668) y Nimega (1678), España debe entregar a Francia el Franco Condado y varias plazas de Flandes.

Finalmente, la intervención francesa en España se recrudecerá con el problema sucesorio a la muerte de Carlos II.  Había dos candidatos, Felipe de Anjou, y el archiduque Carlos de Austria. Carlos muere en 1700 sin descendencia y en su testamento lega todos sus reinos a Felipe de Anjou con la condición de que éstos permanezcan unidos bajo una misma corona. Se generaron grandes recelos en toda Europa y comenzó la GUERRA DE SUCESIÓN, que tuvo una doble dimensión: conflicto bélico continental y primera Guerra Civil peninsular.


TEMA 8:

1.- GUERRA DE SUCESIÓN Y PAZ DE Utrecht


(1701-1713) Se inició por el problema de sucesión de Carlos II de España. Murió sin descendencia y en su testamento (1700) legó todos sus reinos a Felipe de Anjou con la condición de que no dividiera los dominios españoles. El otro candidato, Carlos de Habsburgo, no aceptó el testamento e inició la guerra contra Felipe V, que tuvo dos vertientes:

  • Como guerra europea, enfrentamiento para obtener la hegemonía europea.
  • Como Guerra Civil fue un enfrentamiento entre Castilla y la Corona de Aragón.

La Guerra fue larga e indecisa,  pero favorable a los Borbones. Tras la ocupación de Madrid en 1706, derrotaron a los aliados en la Batalla de Almansa (1707) y ocuparon los reinos de Valencia y de Aragón. En el ámbito europeo los aliados se impusieron en Flandes y Milán, Nápoles y Cerdeña. Pero en 1711 Carlos de Habsburgo se convirtió en emperador de Austria. Inglaterra, contraria a cualquier hegemonía europea, forzó la paz. El Tratado de Utrecht (1713) puso fin a la guerra y establecíó el fin de las hegemonías y el principio del Equilibrio Europeo.

  • Felipe V (1700-1746) fue reconocido rey de España, pero Luis XIV tuvo que renunciar a unir España y Francia.

  • Austria se anexiónó la mayor parte de los territorios españoles en Italia (Milán, Cerdeña y Nápoles)  y los Países Bajos.

  • Inglaterra se anexiónó Gibraltar y Menorca, pero sobre todo, obtuvo ventajas comerciales: Navío de Permiso y Asiento de Negros (derecho de comerciar directamente con América y del monopolio del tráfico de esclavos.

  • España fue la gran perdedora de todos sus dominios europeos (no se respetó el testamento de Carlos II). Por ello, España no aceptó esta parte del tratado, además Isabel de Farnesio, segunda esposa de Felipe V, quería recuperar los antiguos dominios italianos para dotar a sus hijos.

Felipe V, cedíó la corona a su hijo Luis I, que murió ese mismo año. Volvíó al trono Felipe V hasta 1746 y le sucede Fernando VI y Carlos III .

La incapacidad de recuperar los territorios italianos llevó a España a los Pactos de Familia, tratados de alianza con Francia. En los dos primeros Pactos de Familia, Felipe V luchó con Francia contra Austria y recuperó los dominios.
Durante el reinado de Fernando VI (1746-1759), España mantuvo una situación de neutralidad. Sin embargo, en cuanto Carlos III subíó al trono (1759-1788), reanudó el III Pacto de Familia.
Este arrastró a España a la Guerra de los Siete Años (1756-1763), junto a Francia. Ahora el enemigo era Inglaterra.

2.- REFORMAS EN LA ORGANIZACIÓN DEL ESTADO. LA MONARQUÍA CENTRALISTA

Los Borbones introdujeron en España los modelos administrativos franceses, esto significaba que la administración tendería a ser más racional, eficaz y centralista.

A

Los Decretos de Nueva Planta (1707-1714) principal medio de centralizar la administración. Felipe V aprovechó la “traición” de la Corona de Aragón para abolir sus fueros y cortes y someter estos territorios a las leyes castellanas. La Corona de Aragón no apoyó a Felipe. Se abolíó el modelo confederal por el que se había organizado España desde el Siglo XV y se construyó el Estado español con leyes e instituciones únicas para todo el territorio.
B)

Los reyes fortalecieron su poder

Concentraron los poderes ejecutivo, legislativo y judicial; fueron la única autoridad en materia fiscal y lograron atribuciones eclesiásticas (nombramiento de obispos y otros cargos). La monarquía absoluta supuso un paso importante hacia la centralización política.
C)

-Eliminación  del antiguo sistema de Consejos de los Austrias

El único que se mantuvo fue el Consejo de Castilla que se convirtió en una especie de “Ministerio de Gobernación o del Interior”.
D).-Creación de las Intendencias, similares a las actuales provincias y los intendentes tenían amplias funciones de justicia, policía, recaudación de impuestos, reclutamiento de tropas, etc.

E)
.-La reforma de la Hacienda permitíó sanear las cuentas del estado. Los gastos descendieron al finalizar las costosas guerras en Flandes y los ingresos subieron por la recaudación directa por los intendentes. Se descarga a Castilla de todo el peso fiscal. Por los Decretos de Nueva Planta, Aragón también paga. El Catastro aplicado a Cataluña redujo todo a una contribución única.

En América, los Borbones respetaron parte de administración de los Austrias (virreinatos, audiencias, corregimientos) aunque la perfeccionaron.

3.- LA ILUSTRACIÓN Y EL DESPOTISMO ILUSTRADO. Carlos III

Ilustración


Movimiento ideológico y filosófico. Iniciada en Francia durante la segunda mitad del Siglo XVIII con pensadores como Montesquieu, Voltaire y Rousseau, que pretendía convertir a la razón (la ley natural) en el principio básico de toda actividad humana: economía, sociedad, política, etc. La religión, la tradición o la superstición eran consideradas como no racionales, y por tanto no podían ser las guías de la sociedad. Algunos reyes europeos se convierten en defensores del Despotismo Ilustrado

El auténtico déspota ilustrado fue Carlos III (1759-1788)
, pues este rey impulsó muchos proyectos de reformas. Se ayudó de ilustrados (Conde de Aranda, Floridablanca, etc).Muchas medidas perjudicaban a los privilegiados.

Entre las reformas ilustradas de Carlos III tenemos que citar:

-Reformas en la Agricultura

Colonización de nuevas tierras en Sierra Morena (La Carolina, etc.) y un nuevo proyecto de Ley Agraria retrasado hasta 1794.

-Reformas en la industria:

se fomentaron la Manufacturas Reales  pero éstas sólo afectaban a productos de lujo. Reformas en los astilleros nos convierten en 3ª potencia tras Inglaterra y Francia.


-Reformas sociales

Esquilache prohibíó el sombrero de ala ancha y la capa larga, lo que motivó el Motín de Esquilache . Aunque fue el detonante, detrás estaba el descontento por el elevado precio de los alimentos).  Estalló en Madrid en Marzo de 1766. El pueblo se rebeló contra el encarecimiento de los cereales. Además, los ministros reales culparon del motín a la Compañía de Jesús y  se expulsó a los jesuitas de España. Lo cierto es que desde el Siglo XVI una habían ejercido una gran influencia en ciertos sectores de la sociedad. Preparaban en sus colegios a buena parte de los jóvenes que querían entrar en la universidad. Los Ilustrados, por el contrario, querían que fuera el Estado el que controlara la educación de las futuras élites

-Reformas en el comercio

Ruptura del monopolio sevillano-gaditano con América. Con Felipe V se crearon compañías comerciales.

-Obras públicas

Carlos III fue conocido como el “mejor alcalde de Madrid” por embellecer la capital y dotarla de alcantarillado. También fue importante su política caminera destinada a mejorar las vías de comunicación interior. Destaca el Canal de Castilla.

Entradas relacionadas: