Economia

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Otras materias

Escrito el en español con un tamaño de 6,45 KB

 
A la hora de clasificar las fuentes de financiación de cualquier empresa, podemos acudir al criterio tradicional que separa éstas en función de su lugar de procedencia distinguiendo entre recursos propios y ajenos.Dentro de los propios tendríamos los recursos aportados por los accionistas o propietarios, más aquellos generados por la empresa en el desarrollo de su actividad. Por su parte en los ajenos incluiríamos los fondos prestados por terceros no vinculados de forma directa con la compañía (podemos distinguir entre financiación bancaria y no bancaria).Vamos a centrar nuestro estudio en las fuentes de financiación propias diferenciamos entre los recursos aportados por los propietarios de la empresa (capital) y los generados por la compañía a través de su actividad y que permanecen en su seno englobando en lo que se conoce como autofinanciación (reservas, amortizaciones y provisiones).Además analizaremos las subvenciones dirigidas a financiar el activo inmovilizado que no siendo fondos propios estarán más cerca de éstos que los fondos ajenos. 9.2. EL VALOR DE LA AUTOFINANCIACIÓN EN LA PYME EXM!!Como autofinanciación podemos referirnos a la generación de recursos financieros por parte de la propia empresa que permiten a la empresa una menor dependencia del exterior, un menos endeudamiento. La autofinanciación cobra especial importancia en el caso de empresas especialmente pequeñas y medianas en pleno proceso de desarrollo, que demanden un flujo importante de recursos y se encuentran con dificultades para acceder a ellos a través de la financiación ajena.Una parte de los fondos generados por la empresa en el desarrollo de su actividad quedan libres y a su disposición bajo ciertas restricciones, como puede ser el reparto de beneficio.El concepto de autofinanciación suele dividirse en 2 categorías diferentes:1.              AUTOFINANCIACIÓN DE ENRIQUECIMIENTO: es aquella autofinanciación formada por aquellos beneficios no repartidos y acumulados en la empresa (reservas), así como por las diferencias producidas por un lado, entre los fondos destinados a amortizaciones sobre la depreciación producida entre los fondos destinados a amortizar ciertos bienes reales de la empresa, por otro lado los recursos destinados a las provisiones sobre los riesgos y gastos reales. Su fin será: incrementar la dimensión de la empresa y su característica fundamental es la posibilidad de utilizar dichos fondos sin ningún limite necesario.2.             AUTOFINANCIACÓN DE MANTENIMIENTO: la integran aquellos recursos que contribuyen a mantener el valor real de la empresa las cantidades que reflejen el valor real, éstos pasarían a formar parte de la autofinanciación de enriquecimiento. En este caso los fondos provenientes de la autofinanciación de mantenimiento, salvo excepciones, se podrá utilizar sólo hasta el momento en que sean necesarios para cumplir el fin para el que fueron creados.  9.2. FONDOS PROCEDENTES DE LA AMORTIZACIÓN.Desde un punto de vista económico contable, la amortización representa la pérdida de valor (depreciación) que sufre los activos inmovilizados, principalmente por su aplicación al proceso productivo. No obstante, también puede considerarse como una acumulación de fondos que financian a elementos del activo de mayor a menos liquidez. Los fondos que se obtienen a partir de la incorporación de los bienes de inmovilizado (amortizables) en el proceso productivo, se materializan en el activo de la empresa acumulándose a lo largo de los ejercicios hasta que suceda la renovación de dicho elementos.EJERCICIO: Supongamos que tenemos una empresa y ésta adquiere durante cuatro años sucesivos al principio de cada ejercicio cuatro elementos de inmovilizado (maquinaria) por importes unitarios de 2000€ y con una vida útil estimada de cuatro años para cada elemento la cuota anual de amortización lineal es del 25€. AL llegar al cuarto año el conjunto de las cuatro máquinas es el que la empresa considera adecuado, de tal modo que los irá renovando los equipos antiguos a medida que se amorticen con el fin de mantener siempre el mismo número de máquinas. Además se supone que el valor residual de las máquinas es nulo. Realizar el cuadro de amortización de las máquinas.                                               PERIODONº MÁQUINASAMORTANUALAMORT.ACUMULADAINVERSIÓNDERENOVACIÓNFONDOS OBTENIDOS1 15005000500221000150001500331500300003000442000500005000542000700020005000642000700020005000742000700020005000

Entradas relacionadas: