Comentario de texto la guerra colonial y crisis de 1898

Enviado por Chuletator online y clasificado en Historia

Escrito el en español con un tamaño de 7,79 KB

 
12.7-

Guerra colonial y crisis de 1898

Dentro del período de la historia de España conocido como Restauración nos vamos a centrar en un acontecimiento capital de La política exterior de la primera parte de la Restauración (1875-1902), que no es otro que la liquidación del Imperio Colonial En 1898. A la altura de 1898, los restos del Imperio colonial español, consistían en las dos grandes islas del Caribe: Cuba y Puerto Rico; Las islas Filipinas y un conjunto de pequeñas islas situadas en océano Pacífico. El problema Cubano. La primera de guerra de Cuba concluyó con la firma de la Paz de Zanjón en 1878. Sin embargo, la Insurrección siguió latente por las aspiraciones de la población criolla y los intereses de los Estados Unidos, que controlaban Casi la mitad de las exportaciones de la isla.
Además, la paz de Zanjón, fue más una tregua que el final del conflicto, ya que Ninguna de las promesas ofrecidas en la paz o en la Constitución del 76 se cumplieron, lo que motivó que el Conflicto se repitiese. Estas promesas incumplidas se basaban en otorgar los mismos derechos políticos y representación en las Cortes a los cubanos, la participación de los cubanos en el gobierno de la isla, otorgar Libertad de comercio a los cubano y la Abolición de la esclavitud. Debido a esto, tras la paz de Zanjón, se creó en Cuba un movimiento de oposición política a la Metrópoli. Siguiendo el modelo bipartidista de España, se crearon en Cuba dos grandes partidos. • El partido Autonomista, que pedía la autonomía y reformas políticas y económicas sin llegar a la independencia. • La Uníón Constitucional, un partido españolista. • La falta de reformas en la colonia, estimuló los deseos de emancipación e independencia frente al autonomismo lo que Produjo la aparición de un tercer partido; el Partido Revolucionario Cubano, fundado por José Martí, cuyo objetivo Era lograr la independencia. Este partido fue apoyado por Estados Unidos. En 1895 estalló una nueva insurrección independentista en Cuba, tras un pronunciamiento independentista realizado en el Pueblo cubano de Baire. La guerra hispanocubana se desarrolló en cuatro fases: 1. La primera, con el inicio de la sublevación en Febrero de 1895 y la muerte del líder de la independencia, José Martí. 2.La segunda fase fue el momento de mayor avance de las tropas sublevadas, desde el este Hacia el oeste de la isla, avance que el general Martínez Campos, con su política conciliadora, se vio incapaz de Frenar. 3. En la tercera fase, el general Weyler sustituyó a Martínez Campos con la misión de «guerra hasta el final», quien va a llevar a cabo una gran represión con el objetivo de extermina a los rebeldes, Aunque sin éxito. En esta época se intensificó la interferencia de Estados Unidos en el conflicto. 4. La cuarta fase, con el general Blanco al frente, volverá a realizar una política de Conciliación para intentar mantener la soberanía española en la isla y evitar el conflicto con Estados Unidos. Pero esta Política llego demasiado tarde, ya que los independentistas, se negaron a aceptar las propuestas españolas para Finalizar la guerra. En un ambiente hostil de la prensa y la opinión, desembocó en la intervención directa de Estados Unidos. El desastre del 98. Un oscuro episodio cambio el rumbo de la guerra: la voladura del acorazado norteamericano Maine en el Puerto de la Habana, fue el pretexto utilizado por Estados Unidos para intervenir en la guerra. El presidente estadounidense McKinley responsabilizó a España de la voladura de su acorazado y propuso la compra de la isla por 300 millones de dólares, Dándole tres días para tomar la decisión. El gobierno español negó cualquier vinculación con este suceso y rechazó el Ultimátum estadounidense, amenazando con declarar la guerra en caso de invasión de la isla. Los dirigentes españoles eran Conscientes de la inferioridad militar española frente a Estados Unidos, pero consideraban el ultimátum de Estados Unidos Como una humillación y se negaron a aceptarlo sin luchar. Así comienza la guerra hispano – norteamericana. Filipinas: se diferenciaban de las Antillas por la escasa presencia española en el archipiélago y la baja ocupación efectiva Del territorio, excepto la capital, Manila, y su entorno próximo. España se tuvo que enfrentar a un conjunto de disidencias de Base campesina, eclesiástica, nacionalista y de los terratenientes. Mestizos y nativos atacaron la ausencia de reformas, lo que Dio lugar al movimiento emancipador, formado por un grupo de mestizos, como José Rizal, apoyados por Estados Unidos. Esto complicó las cosas a España ya que ahora tenía dos frentes abiertos. Debido a su superioridad en navíos y armamento, Estados Unidos derrotó a los españoles en ambos frentes. En 1898 se firmaba el Tratado de París por la cual España se comprometía a Abandonar Cuba, Puerto Rico y Filipinas, que pasaron a ser un protectorado Norteamericano. Tras esta derrota, España perdíó los últimos dominios del Imperio colonial con la venta de sus últimas posesiones a Alemania Y a Estados Unidos. De esta forma, España deja de ser una potencia colonial. 1 Las consecuencias del desastre del 98: La derrota contra Estados Unidos y la pérdida de las colonias provocaron numerosas consecuencias: 1. Desde el punto de vista político, el sistema de la Restauración entra en crisis. Los partidos políticos tuvieron Que tomar medidas para hacer frente a la nueva situación, en Marzo de 1899 un gobierno presidido por Francisco Silvela y con el general Polavieja como ministro de la Guerra. Ambos pretendían regenerar al país sin modificar el Sistema restaurador ni el papel que hasta entonces habían jugado la corona, el ejército o los partidos. Mientras Polavieja, crítico con la guerra de Cuba, representaba la garantía del viejo orden, Silvela era partidario de reformas Que se intentaron sin éxito en Hacienda, ejército y organización territorial. El fracaso del gobierno regeneracionista en Diciembre de 1900, mostraba la incapacidad del sistema para evolucionar.. El desprestigio español impulsó el avance De los nacionalismos periféricos. 2. Desde el punto de vista económico, la pérdida de las colonias supuso la desaparición del mayor mercado de las Manufacturas españolas (sobre todo el sector textil) y de los productos que llegaban de las colonias. Aunque no todo Fue negativo, ya que gran parte del capital invertido en las colonias se utilizará a partir de ahora para dinamizar La economía interior en los años posteriores, lo que posibilitó un saneamiento de la Hacienda a principios del siglo XX. 3. Desde el punto de vista militar, se puso de manifiesto la ineficacia del Ejército español, inadecuado para hacerse Respetar por las grandes potencias. La imagen del Ejercito quedo seriamente dañada. Uno de los mayores Problemas de este Ejército, era el injusto sistema de quintas. 4. La crisis de 1898 fue fundamentalmente una crisis moral e ideológica. La derrota produjo un estado general de Frustración. Los intelectuales españoles criticaran el sistema de la Restauración y exigen la Regeneración del Sistema. El movimiento regeneracionista tuvo como máxima figura a Joaquín Costa que intentó una revisión de España para explicar las razones del retraso español con respecto a Europa y buscó posibles soluciones, que serían una Mejora de la educación y un enriquecimiento del país.  Dentro de este movimiento de “análisis de España” debemos situar a Otro movimiento intelectual y literario conocido como la Generación del 98 que intentaron analizar el problema de España de manera crítica y pesimista. Pensaban que tras la pérdida del Imperio español había llegado el momento de Una regeneración moral, social y cultural del país.

Entradas relacionadas: