La atención del artista realista se centra en

Enviado por Chuletator online y clasificado en Español

Escrito el en español con un tamaño de 7,72 KB

 

EL Romanticismo ESPAÑOL


En España se asentó tarde debido al exilio de numerosos intelectuales. De este modo el movimiento ROMántico encuentra su apogeo en España entre los años 30 y 40, con la obra de Espronceda, Ángel de Saavedra o Larra.

Hacia mediados de siglo aparecen las grandes figuras de la poesía de esta época:


Bécquer y Rosalía de Castro, considerados como posrománticos porque el yo poético es más íntimo y el escritor se preocupa más de la emoción que del virtuosismo.


--LA POESÍA ROMÁNTICA--


Frente al concepto de imitación, principio básico en el Neoclasicismo, la poesía del Romanticismo busca la expresión subjetiva y la creación;
persigue profundizar en el interior del individuo. Defiende la libertad formal y enfoca los temas de amor, naturaleza, intimidad del poeta desde una perspectiva apasionada, rebelde y a veces atormentada.


EL Realismo ESPAÑOL


Es un movimiento que se opone al Romanticismo. El subjetivismo ya no interesa como punto de vista ya que la atención del artista se centra en la realidad. Los escritores realistas acuden a la novela como medio de representación del mundo contemporáneo, especialmente el urbano, y un ideal lingüístico basado en la sobriedad y el verismo
. Así, la lengua literaria se define por la profundización en las posibilidades descriptivas del idioma y por la introducción del habla cotidiana en los diálogos.


LA NOVELA REALISTA


Conocemos como prerrealismo una fase de transición. La obra clave en esta fase es la gaviota de

Fernán Caballero


En 1868


Benito Pérez Galdós escribe

La fortuna de Oro


En esta novela se registran ya los rasgos propios de la literatura realista y se constata la superación definitiva del idealismo ROMántico. En la difusión del Naturalismo es clave el papel de Emilia Pardo Bazán, autora de una serie de artículos de crítica literaria (la cuestión palpitante) donde analiza esta corriente francesa y su recepción en España.

Uno de los escritores que mejor reflejan la presencia del elemento naturalista es


Leopoldo Alas, Clarín, sobre todo en su obra maestra,

La Regenta


Hacia finales de siglo cobra relevancia la figura de


Vicente Blasco Ibáñez con novelas marcadamente naturalistas que describen ambientes con gran crudeza y Realismo. (La Barraca)


Entradas relacionadas: