3.Las desamortizaciones

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Inglés

Escrito el en español con un tamaño de 2,41 KB

 
LAS DESAMORTIZACIONES
CONCEPTO: Consisten en poner en venta, mediante una ley, las propiedades amortizadas de la Iglesia, Corona y nobleza. Sus etapas legislativas fueron:
ETAPAS LEGISLATIVAS: XVIII: En el expediente de la ley agraria de Jovellanos (1794) ya se habla de su necesidad. Godoy vende los bienes eclesiásticos para pagar los gastos de la guerra contra Francia (1798).
XIX: José I suprime conventos, que pasan al Estado (1808). Las Cortes de Cádiz venden bienes de conventos y bienes comunes de municipios en 1812, pero Fernando VII anula estas medidas en 1814. El trienio liberal reinicia estas desamortizaciones, que son paralizadas de nuevo con el golpe absolutista.
Por otra parte la desamortización eclesiástica de Mendizábal que con un conjunto de leyes entre 1835-37 afectan a conventos (excepto los destinados a fines educativos) y todos sus bienes rústicos y urbanos. En 1851 el gobierno moderado acuerda una donación al clero como compensación. Otra desamortización fue la de Madoz en 1851, afectando los bienes eclesiásticos, civiles, municipales y reales.


PROCESO:Los bienes expropiados eran clasificados en lotes y subastados ante un juez. Los compradores podían pagar en 8 años, en metálico o adquiriendo vales de deuda pública.
OBJETIVOS:El estado quería recaudar dinero para pagar los gastos de las guerras carlistas y devolver al mercado libre las tierras para aumentar la producción.
CONSECUENCIAS:A pesar de todo esto no mejoró la situación: de los latifundios señoriales se pasó a los latifundios de unos pocos hombres de negocios que revendían las tierras mucho más caras. Se inmovilizaron grandes capitales que se podían invertir en el despliegue industrial (al igual que el resto de Europa). Las desamortizaciones no supusieron grande ingresos para el Estado que vendió y cobró mal las tierras, agudizando los problemas sociales del campo: pocos campesinos compraron tierras, muchos arrendatarios perdieron sus contratos El clero y los ciudadanos católicos lo consideraron un robo, iniciando el antagonismo entre católicos y liberales. A pesar de ello, se incrementó la producción agraria, sobre todo los terrenos desamortizados.

Entradas relacionadas: