10 poemas del Modernismo

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Español

Escrito el en español con un tamaño de 9,77 KB

 

En relación a la métrica, usan los versos alejandrinos, dodecasílabos y eneasílabos y experimentan con nuevos metros como el verso libre. También recobran prestigio el soneto, la silva, el sexteto y formas de la lírica popular como la copla, la redondilla y la seguidilla.

El movimiento modernista se inició en Hispanoamérica en torno al último tercio del Siglo XIX. Rubén Darío, el mayor representante del Modernismo hispanoamericano, nacíó en Nicaragua y fue un diplomático con formación cosmopolita que viajó mucho. Se han señalado dos etapas en su trayectoria: la primera que se inicia con la publicación de Azul en 1888 y culmina con Prosas profanas en 1896, ambas obras de carácter parnasiano representan el Modernismo más exuberante. La segunda etapa en la que destaca Cantos de vida y esperanza, con un carácter más simbólico y reflexivo, más intimista y filosófico. Aparte de Rubén Darío, entre los poetas más relevantes del Modernismo hispanoamericano cabe destacar a Amado Nervo y Leopoldo Lugones.

La influencia de Rubén Darío y de sus viajes a España será esencial en el surgimiento del Modernismo en nuestro país, que contará con precursores como Manuel Reina y Salvador Rueda, ambos de estirpe parnasiana. El Modernismo español da menos importancia a la forma y elimina parte de la brillantez externa tan propia del movimiento, cultivando una temática sentimental e intimista.

juntar

Ente los modernistas españoles hay que destacar a Eduardo Marquina (autor de Las hijas del Cid y En Flandes no se ha puesto el sol), Francisco Villaespesa (con Flores de almendro y El patio de los arrayanes) y sobre todo Manuel Machado. Este último fue amigo de Rubén Darío, en sus obras confluyen el Modernismo más exuberante y un casticismo superficial apreciable en la presencia de tipos populares (gitanos , toreros).Algunos de los títulos de su producción: Alma, Apolo y Ars moriendi. 

También fueron modernistas algunos otros cuya obra evoluciónó después hacia otras posturas estéticas. En este sentido, hemos de señalar las etapas iniciales de escritores tan importantes como Juan Ramón Jiménez ,Antonio Machado y Valle-Inclán.

Valle-Inclán con las Sonatas cultiva el Modernismo más brillante con imágenes ostentosas, lenguaje sensorial e idealización del ambiente gallego, son unas novelas cortas que recrean las andanzas decadente, donjuanescas, refinadas y perversas del Marqués de Bradomín. También habría que destacar su trilogía La guerra carlista que pertenecería ya a una etapa de transición.

La atribución de Juan Ramón Jiménez al Modernismo coincide con su primera época, la etapa sensitiva que comprende toda la producción anterior a Diario de un poeta recién casado. Sus primeros libros son neorrománticos y sencillos y en ellos se aprecia la huella de Bécquer y Rosalía de Castro. Posteriormente cultiva el Modernismo más brillante pero siempre de tonos grises e intimistas en obras como Arias tristes y Jardines lejanos, entre otras. Su etapa sensitiva culmina con un libro en prosa poética, Platero y yo.

La primera etapa de la producción poética de Antonio Machado también es modernista. Coincide con su libro Soledades, galerías y otros poemas. El poeta se refugia en su yo interior marcado por la frustración amorosa y busca una respuesta a los grandes enigmas del ser humano. Para Machado la poesía es un diálogo del hombre con su pasado, presente y futuro, pero esta reflexión interior en busca de la verdad a las grandes preguntas del ser humano no da ningún fruto y todo se vuelve soledad y angustia (pesimismo existencial). Carácterístico de esta etapa es la utilización de los símbolos y el verso libre.

Para unos no están claros los límites entre generación del 98 y Modernismo, pues ambos movimientos nacen de la misma actitud, la insatisfacción ante la literatura realista y ven el Modernismo el lenguaje generacional de muchos escritores del 98, para otros, en cambio constituyen dos grupos independientes. Al margen de esta cuestión diremos, para finalizar, que es imposible comprender la literatura hispana moderna sin tener en cuenta los descubrimientos del Modernismo. En efecto, la poesía en español salíó de este movimiento absolutamente distinta de lo que había sido antes.

Entradas relacionadas: