La lógica simbólica

Enviado por Programa Chuletas y clasificado en Filosofía y ética

Escrito el en español con un tamaño de 3,31 KB

 
Premisa: es una oración o un pensamiento que tiene sentido completo.
Silogismo: es un razonamiento que consta de dos premisas una mayor y una menor, y la conclusión.
Argumentación: es un silogismo mediante el cual, de unas premisas sacamos una conclusión.
Enunciado: es una oración que tiene sentido completo.
Proposición: es un enunciado del que podemos afirmar su verdad o su falsedad.
Variables: son elementos extraños que intervienen en un experimento.
Lógica proposicional
1) Lógica de enunciados. Se ocupa de los enunciados o proposiciones en bloque, en conjunto, no en particular.
2) Lógica de predicados. Lo que se afirma en el predicado es una característica que se atribuye al sujeto.
3) Lógica de clases. Lo que se afirma en el predicado se atribuye a una clase o conjunto en el sujeto. Es extensional.
4) Lógica de relaciones. Lo que se afirma en el predicado se atribuye al sujeto por comparación (es más que).
Tablas de verdad
- Negador: F / V
- Conjuntor: V / F / F / F
- Disyuntor inclusivo: V / V / V / F
- Disyuntor exclusivo: F / V / V / F
- Implicador: V / F / V / V
- Coimplicador: V / F / F / V
Reglas de la inferencia: Son reglas para trabajar con enunciados y poder pasar de unos a otros de forma correcta.
- Introducción de la conjunción.

- Eliminación de la conjunción.

- Silogismo disyuntivo.

- Regla del bicondicional.

- Modus ponens.

- Modus tollens.

- Reglas de Morgan.

Lenguaje natural: es el que se utiliza en la vida cotidiana.
Lenguaje formal: consta de un conjunto de signos y reglas característico (tabla de símbolos, reglas de formación y reglas de transformación).
Un argumento falaz es un argumento que parece que dice la verdad pero es mentira. Con apariencia de un argumento válido, encierra algún error.
Falacias formales: son aquellos argumentos que son parecidos a los válidos sin serlo.
Falacias por ambigüedad: argumentos que parecen válidos, pero no lo son.
- Falacia ad hóminem. Se ataca a la persona que argumenta, no a los argumentos.
- Falacia ad ignorantiam. Se pretende que algo es falso porque no se conoce o no se ha demostrado su verdad.
- Falacia ad báculum. Se recurre a la fuerza para dar fuerza al argumento.
- Falacia ad pópulum. Es un falso argumento de autoridad. Se apoya en "todos lo hacen".
- Falacia ad verecundiam. Cuando se apela al prestigio de alguien para apoyar un argumento.
- Falacia petitio principii. En este argumento se utiliza la conclusión como premisa aunque de modo implícito. Es un circulo vicioso.